La senda olímpica del judo cubano en recta final

La senda olímpica del judo cubano en recta final
Fecha de publicación: 
21 Abril 2021
0
Imagen principal: 
Magdiel coquetea con puestos de clasificación directa a Tokio. Foto: www.ijf.org.

El judo, como tantas otras disciplinas cuyo sistema de clasificación olímpica es por ranking, entra en la recta final rumbo a Tokio.

Para los exponentes cubanos, lo mismo que para todos los de disímiles latitudes con aspiraciones de inscribirse, estos últimos certámenes punteables devienen cruciales.

De ahí que el haberle sacado el mayor provecho al Panamericano de la disciplina recién concluido en Guadalajara, México, era una de las metas más puntuales de la armada.

Afortunadamente nuestros cuatro competidores presentes en los tatamis aztecas consiguieron tajadas gracias a su botín de dos oros y otras tantas platas, en tanto otros cuatro efectivos no pudieron pugnar por causa de uno de los enemigos más voraces: El Coronavirus.

Me refiero a las féminas Maylin del Toro (63 kg), e Idalys Ortiz (+78), y entre los varones Iván Silva (90) y Andy Granda (+100). Todos en zona de confort clasificatoria en sus respectivos pesos: Maylin (9na-4 218 unidades); Idalys (1ra-7 118); Silva (5to-5 185); y Granda (18-3 136), según la actualización más reciente de los listados olímpicos.

De vuelta a los exponentes que consiguieron sumar en el escenario más accesible de los que les restan, hallamos que Arnaes Odelín (57) y Magdiel Estrada (73) fueron los más agraciados con tajada de 700 unidades derivadas de sus sendos cetros.

Tres triunfos en igual número de salidas necesitó la discípula de Yordanis Arencibia para llevarse el oro, incluyendo su sonrisa final ante la brasileña Ketelyn Nascimento (33 del ranking-1 785ptos).

Tal performance le valió escalar una decena de escaños en el escalafón (actualmente 47-1 049), pero aún insuficientes para acercarse a la línea de cualificación, la cual beneficia en este minuto hasta la posicionada número 37.

Para Arnaes, esas tres sonrisas llevaron su efectividad en sus últimos 15 combates al 40%, producto de seis triunfos y nueve fracasos, según el sitio especializado www.judoinside.com.

El otro as antillano fue Estrada. Su adición le permitió escalar hasta el puesto 28 del escalafón-2 569 rayas. Aún al amparo de la cuota continental, pero tan solo a 153 unidades del acceso directo a la capital nipona, que ostenta en este minuto el suizo Nils Stump (26-2 721).

Magdiel acumula en lo que va de año equilibrio de 3-3 en la arena internacional, para el 50% de eficiencia.

La cuerda analítica continúa con Orlando Polanco (66), quien no pudo darle el tiro de gracia en la definición al brasileño William Lima (24-2 763), segunda figura del gigante sudamericano en esa categoría.

Polanco había conseguido dos victorias previas y adicionó con su plata 490 puntos a su ranking, fijado ahora en el 35-1 728.

En lo adelante, deberá sacarle el mayor provecho a sus dos últimos certámenes en aras de escalar posiciones que le permitan entrar vía directa, al acecho del peruano Juan Postigos (31-1 083), su víctima en la capital del estado de Jalisco.

Fijó su balance anual en cuatro éxitos y tres descalabros.

Cerramos esta radiografía con Kaliema Antomarchi (78), experimentada judoca que en definitiva ancló segunda al ceder por wazari en la final frente a la ecuatoriana Vanessa Chala (19-3 000), el cual constituyó su segundo revés frente a cinco éxitos de por vida en el cara a cara.

Kaliema se afianzó en puestos de clasificación con los 490 puntos obtenidos, exhibiendo ahora el noveno peldaño (4 562 unidades).

Su 2021 le ha dejado foja de tres sonrisas y otros tantos deslices, en tanto igual balance de 50% acumula en sus últimos 20 pleitos extra fronteras.

Ese es el panorama amigos míos. Confiamos en que nuestros cuatro exponentes afectados por la Covid-19 puedan recuperarse antes del próximo certamen en el que aparecen inscritos: el Grand Slam de Kazán, Rusia (del 5 al 7 de mayo venidero); y de no ser posible su presencia competitiva allí lo hagan en el Campeonato Mundial de Budapest, Hungría, del 6 al 13 de junio.

Eso sí, ambos escenarios de confrontación se antojarían mucho más escabrosos que los tatamis continentales de Guadalajara.

Esperemos que la salud no les juege otra mala pasada y les permita llegar óptimos a Tokio, pues el 28 de junio cae el telón del proceso clasificatorio hacia tierras del Sol Naciente.

Añadir nuevo comentario

CAPTCHA
Esta pregunta es para comprobar si usted es un visitante humano y prevenir envíos de spam automatizado.
CAPTCHA de imagen
Introduzca los caracteres mostrados en la imagen.

Video