Sequía: Síntoma de un desequilibrio climático 

Sequía: Síntoma de un desequilibrio climático 
Fecha de publicación: 
22 Abril 2021
0
Imagen principal: 

El cambio climático, acelerado por el calentamiento global, está afectando a todo el planeta producto de la actividad desmedida e irresponsable del hombre hacia y con el medio ambiente a lo largo del tiempo. Como consecuencia, entre uno de los desequilibrios, la sequía con los años se ha intensificado y por ello cada vez perjudica más a la vida y el desarrollo del hombre, la flora y la fauna. 

No se debe asociar la sequía únicamente con los desiertos y otros sitios en situación extrema de marchitamiento. De acuerdo con las Naciones Unidas, se estima que unos 250 millones de personas sufren la desertificación de la tierra en zonas áridas, semiáridas y subhúmedas secas, mientras que otros mil millones están asentados en zonas susceptibles a esa degradación. 

Según el diario mexicano El Financiero, debido a que existen unos 3 mil 600 millones de hectáreas de superficie terrestres en estado desértico, la producción de alimentos a nivel mundial podría disminuir en un 12 por ciento en un período de 25 años. Por otro lado, añadió, una de las sequías más extremas y en constate agravamiento, se localizan en el Cuerno de África.

Únicamente el 2.5 por ciento del agua es apta para el consumo humano, de un 70 por ciento de ese líquido que ocupa a toda la Tierra. El lugar más seco en todo el planeta se encuentra en Chile, en el desierto de Atacama. Este es considerado el desierto no polar más árido de la Tierra, y cubre una superficie aproximada de 105 mil km². Floreció por vez último en el 2017. 

En el Caribe, el caso Cuba, no queda fuera de este fenómeno climático. El Instituto de Meteorología de Cuba (INSMET) hace poco dio a conocer que este último marzo, pudiera considerarse el tercer mes con menos acumulados de precipitaciones dentro del periodo menos lluvioso. “Finalizó con el 61 por ciento de todo el territorio nacional con déficits en los acumulados de la lluvia”.

Apuntó el INSMET que, “al cierre del trimestre enero-marzo 2021, el 82 por ciento de todo el territorio nacional presentó afectación por sequía debido a los bajos acumulados de lluvias reportados. El 18 correspondió a la categoría de severa - extrema, el 31 a moderada y el 33 por ciento a la débil”. Con mayores afectaciones destacan La Habana, Mayabeque y Cienfuegos.

“Este comportamiento dio lugar a un incremento del 14 por ciento del área total afectada con relación al trimestre diciembre 2020 - febrero 2021. El 7 por ciento de severa a extrema, 5 en la de moderada y un 2 en la de débil. 103 municipios presentaron sequía de moderada a extrema en más del 25 por ciento de sus áreas y de ellos, 65 con más del 75 por ciento afectado”, añadió el instituto.

Argelio Fernández Richelme, director de Hidrología e Hidrogeología, del Instituto Nacional de Recursos Hidráulicos, precisó el pasado 14 de abril que la nación está viviendo una situación complicada por la poca disponibilidad de agua, tanto superficial como subterránea en algunas zonas. Aclaró que, “si sigue saliendo agua de los embalses y no entra, la situación empeorará”. 

Trabajadores, Órgano de la Central de Trabajadores de Cuba, informó que 87 embalses en Cuba están por debajo de la mitad de llenado, mientras que otros cinco están en lo que se llama nivel muerto por déficit de escurrimiento. De las 101 cuencas principales, expertos opinan que, 60 tienden al descenso, 31 a la estabilidad y tan solo seis con ligera tendencia al aumento.

Aún más preocupante, la cuenca de Ariguanabo, que ocupa los alrededores de la antigua Laguna de Ariguanabo y del río de igual nombre, rompió la semana pasada el récord de su nivel más bajo en los últimos 30 años. La capital cada año, en el periodo seco, se ve afectada por la escasez de las precipitaciones, lo cual desemboca en serios problemas con el abasto del agua a sus pobladores. 

De ahí, el llamado a toda la población a no malgastar este recurso agotable y a solucionar salideros en sus viviendas y centros de trabajos. La alerta también va para las instituciones y autoridades. Es lamentable ver los cientos de averías en las calles, como su fueran fuentes y riachuelos, algunas por el visible deterioro por años de las vías, donde las tuberías quedan expuestas, y el agua corre sin cesar. 


 

Añadir nuevo comentario

CAPTCHA
Esta pregunta es para comprobar si usted es un visitante humano y prevenir envíos de spam automatizado.
CAPTCHA de imagen
Introduzca los caracteres mostrados en la imagen.

Video