La pandemia acorta esperanza de vida en Sao Paulo, Brasil

La pandemia acorta esperanza de vida en Sao Paulo, Brasil
Por: 
Fecha de publicación: 
20 Abril 2021
0
Imagen principal: 
La esperanza de vida en Sao Paulo disminuyó a 75,4 años tras la situación sanitaria de la Covid-19. Foto: EFE

La Fundación Seade, vinculada al Gobierno de Sao Paulo y el Centro de Referencia Nacional en Análisis Estadístico Socioeconómico y Demográfico revelaron este martes que cayó por primera vez desde 1940 la esperanza de vida en este estado.

En 2020, a causa de la pandemia de la Covid-19, este indicador se mantuvo en 75,4 años, mostrando un retroceso sin precedentes al nivel de siete años antes.

Sao Paulo es una de las regiones brasileñas más afectadas por la pandemia, pues unos 88.528 de los casi 375.000 brasileños muertos tras contraer la enfermedad provocada por el virus SASR-CoV-2.

Esta localidad tiene una población de 46.000.000 de habitantes, comparativamente similar a Argentina y aporta un tercio del Producto Interno Bruto (PIB) del principal socio comercial de este país.

De acuerdo con el informe, en 2019 la esperanza de vida había llegado a 76,4 años y desde que se comenzara a medir este indicador en 1940 nunca había decrecido. La esperanza de vida al nacer es el número medio de años de vida esperados para una persona recién nacida, si se mantiene el patrón de mortalidad existente al nacer, en el espacio geográfico natal.

“El rápido aumento de los niveles de mortalidad, con la expansión de la pandemia, afectó directamente los niveles demográficos de longevidad, volviendo a las cifras observadas entre 2012 y 2013”, precisó el documento.

Según el demógrafo de la Fundación Saude, Carlos Eugenio Ferreira, parte del equipo que realizó el estudio explicó a medios locales que la esperanza de vida al nacer es una de las métricas adoptadas oficialmente por Naciones Unidas para intentar explicar la mortalidad y comparar estadísticas entre diferentes regiones.

De acuerdo con el investigador, aunque entre los años 80 y 2000 el incremento del indicador era muy discreto, motivado por varias causas, la esperanza siempre aumentaba. La mortalidad infantil decreció también por lo que las pérdidas en el grupo etario de 15 a 34 años se compensaron en esas décadas.

Uno de los efectos también de la Covid-19 es el de la diferencia entre hombres y mujeres en cuanto a esperanza de vida se trata. Según Ferreira, las mujeres tenían una esperanza de nueve años más que los hombres, pues el impacto de las muertes violentas es mayor entre hombres jóvenes.

No obstante, luego de la caída de las tasas de homicidio en estos años, la brecha se ha reducido. En 2019 era de 6,1 años, la más baja del siglo. En cambio, en 2020 volvió a crecer y ahora la esperanza de vida de las mujeres es de 6,7 años más alta que la de los hombres.

“La esperanza de vida depende del riesgo de muerte por edad y sexo. De los hombres siempre hay un poco más de [riesgo] que de las mujeres”, indicó el especialista de la Fundación Seade.

Los datos del informe prevén que la tendencia para marzo y abril en todo Brasil será de regresión demográfica a causa de la pandemia, por lo que será un hecho que habrá más muertes que nacimientos.

La disminución de la esperanza de vida refleja un empeoramiento de las condiciones de vida y de salud poblacional.

Añadir nuevo comentario

CAPTCHA
Esta pregunta es para comprobar si usted es un visitante humano y prevenir envíos de spam automatizado.
CAPTCHA de imagen
Introduzca los caracteres mostrados en la imagen.

Video