Canciones de Jade

Canciones de Jade
Fecha de publicación: 
25 Agosto 2011
0

El grupo cubano Jade cerró recientemente la jornada La Casa por la Ventana, impulsada por la célebre institución cultural Casa de las Américas. Para la ocasión diseñaron un breve, pero intenso repertorio, basado particularmente en los temas más cercanos al trabajo que llevan a cabo con los patrones rítmicos de la música tradicional de la Isla.

 

Fue, sin dudas, una excelente oportunidad para que el público conociera de primera mano el quehacer creativo de una alineación muy joven, pero que ya viene forjando con criterio propio una original obra en los terrenos de la canción cubana contemporánea.

 

Jade se fundó en un principio como dúo y luego tomó el formato de banda. Está liderada por la cantante Yanaisa Pedroso, quien comparte voces con Maygred Felina Bourricaudy. Su directora es, además, especialista de música de la Asociación Hermanos Saíz (AHS), que agrupa a la vanguardia de los intelectuales y artistas de la isla.

 

La labor del ensemble se inscribe en especial dentro de esa pujante zona de la creación conocida como música cubana contemporánea, la cual agrupa artistas que se apropian de la herencia de la tradición sonora insular desde una mirada universal. Así, dan forma a un vasto mestizaje estilístico que ya ha logrado alcanzar importante reconocimiento entre un amplio sector de público, tanto en la isla como en otras partes del globo. 

 

En  su concierto en Casa, repasaron piezas clave de su repertorio, como «Más lejos que el sol», «Rumba sin sentimiento, pero caminando», inspirado en el poema «Caminando», del Poeta Nacional de Cuba, Nicolás Guillén, y «Son a Felina».

 

Canciones que reafirmaron la personalidad de la agrupación, gracias a la singular manera que manifiestan a la hora de fusionar las fuentes del legado rítmico insular e incorporarlo a su repertorio desde un prisma contemporáneo y con una fina sensibilidad femenina.

Esta última característica resulta otra de las virtudes de Jade, lo que saltó a la vista durante toda la presentación, en la que se dejó oír una amalgama sonora próxima a los territorios del son, la guajira y el changüí.

 

En el performance de la banda se evidencia un claro interés en recuperar la herencia de la música tradicional e indagar en los contextos en que fueron creadas piezas que han marcado época como «Estoy hecho tierra», de Ñico Saquito.

 

De ahí que Yanaisa mantenga un diálogo cálido y fluido con el público para airear las sensaciones que le provoca explorar la ribera de esos ritmos que el tiempo ha convertido en clásicos y que han venido cobrando protagonismo en el quehacer de los más noveles autores.

 

El bien ajustado acople entre las vocalistas es otro de los fuertes de la agrupación. Ello se une a la apreciable calidad de los instrumentistas que acoplan sus distintos intereses creativos en aras de que la banda alcance  su máxima proyección en directo. De ese modo, el grupo ha venido delineando una personalidad propia en la música cubana con canciones que mueven y conmueven a los espectadores.

Añadir nuevo comentario

CAPTCHA
Esta pregunta es para comprobar si usted es un visitante humano y prevenir envíos de spam automatizado.
CAPTCHA de imagen
Introduzca los caracteres mostrados en la imagen.

Video