Gobierno de EE.UU. en riesgo de cierre por falta de fondos

Gobierno de EE.UU. en riesgo de cierre por falta de fondos
Fecha de publicación: 
16 Diciembre 2011
0

El Senado de Estados Unidos tiene hasta la medianoche de hoy para decidir si aprueba la ley que asigna los fondos para el funcionamiento del gobierno federal en 2012.

 
El proyecto contiene una cláusula que amplía el recorte de impuestos a la nómina y las prestaciones por desempleo, medida beneficiosa para el sector de clase media.

La Cámara de Representantes, controlada por los republicanos, ratificó el miércoles la iniciativa con 234 votos a favor y 193 en contra.

Sin embargo, los conservadores aprovecharon el paquete legislativo para condicionar a la Casa Blanca la construcción del oleoducto Keystone XL Canadá-Texas, programa al que se opone el presidente Barack Obama, la mayoría demócrata en la Cámara alta, grupos ecologistas y sindicatos.

Voceros de la administración criticaron a los legisladores del partido opositor, consideraron ese paso como un desafío a la amenaza de veto de la Oficina Oval y advirtieron que el Capitolio debe presentar otro acuerdo antes del descanso por Navidad, el cual iniciará mañana.

Jay Carney, secretario de prensa de la Casa Blanca, subrayó que la mejor variante sería que los legisladores logren un acuerdo optimizado antes de que se tomen sus días de descanso por las fiestas próximas al fin de año.

Esperamos que a última hora, los republicanos y demócratas del Congreso acuerden proteger a la clase media y terminen su trabajo sobre el presupuesto para 2012, declaró en una reciente conferencia de prensa.

Incluso, la Casa Blanca estaría dispuesta a dejar de lado su intención de aumentar los gravámenes sobre los ricos con tal de lograr ese objetivo, señaló el diario digital Politico.com.

El Senado bloqueó en par de ocasiones en los últimos dos meses similares proposiciones fiscales.

El líder mayoritario de esa instancia, Harry Reid, reiteró el día 14 que el plan, «planteado de la manera que viene, no va a pasar de aquí».

Lo anterior supone un atolladero que pone a las instancias gubernamentales en riesgo de ser clausuradas a partir del 1 de enero, por falta de financiamiento.

Recientes encuestas revelan que el 56 por ciento de los estadounidenses apoya continuar con la reducción del impuesto sobre la nómina.

La consulta indicó que los demócratas y los independientes son los más fuertes partidarios de la continuación del puente sin impuestos de nómina, mientras que los republicanos están divididos en partes iguales.

Entre los conservadores, el 54 por ciento dijo que apoya una prórroga, mientras que el 42 por ciento cree que debe terminarse.

Añadir nuevo comentario

CAPTCHA
Esta pregunta es para comprobar si usted es un visitante humano y prevenir envíos de spam automatizado.
CAPTCHA de imagen
Introduzca los caracteres mostrados en la imagen.

Video