Una emisión de altura

Solapas principales

Una emisión de altura
Fecha de publicación: 
18 Septiembre 2020
0
Imagen principal: 

Su diseño, así como el del cancelador y el sobre de primer día, corrió a cargo del prestigioso artista Román Compañy.

La filatelia cubana ha reflejado mediante diversas emisiones postales el vuelo espacial conjunto soviético-cubano a bordo de la nave Soyuz 38 iniciado el 18 de septiembre de 1980, a bordo del cual viajaron el comandante Yuri Romanenko y el cosmonauta investigador de la República de Cuba Arnaldo Tamayo Méndez

Con total justicia, nuestra filatelia ha reflejado mediante diversas emisiones postales el vuelo espacial conjunto soviético-cubano a bordo de la nave Soyuz 38 iniciado el 18 de septiembre de 1980, a bordo del cual viajaron el comandante Yuri Romanenko y el cosmonauta investigador de la República de Cuba Arnaldo Tamayo Méndez.

Quienes coleccionan y a la par estudian las piezas referidas a la temática del Cosmos deben incluir, casi de manera obligatoria, la primera emisión realizada por la mayor de las Antillas dedicada a ese hito histórico y científico.

Puesta a circular el 23 de septiembre de ese propio año, hace ahora cuatro décadas, prácticamente “voló” de las oficinas de correos a muy poco tiempo de comenzar a expenderse. Hoy, solo puede conseguirse mediante el canje con filatelistas de Cuba y otros muchos países.

Su diseño, así como el del cancelador y el sobre de primer día, corrió a cargo del prestigioso artista Román Compañy quien siempre consideró como un altísimo honor y un compromiso el haber sido designado para acometer ese trabajo.

En conversaciones con esta reportera, él nos comentó que laboró durante largas semanas en su realización pues realizó no solo el retrato de Tamayo sino del José Armando López Falcón. A la postre, el primero sería el seleccionado como parte de la tripulación de la Soyuz 38.

Comandante Yuri Romanenko y el cosmonauta investigador de la República de Cuba Arnaldo Tamayo Méndez.
Comandante Yuri Romanenko y el cosmonauta investigador de la República de Cuba Arnaldo Tamayo Méndez.
 

Integrada por dos sellos, con idéntico diseño, sus valores faciales, o sea su precio de venta al público, era de 13 y 30 centavos, respectivamente. Destinadas al correo aéreo, su dentado es 12.5.

Un sobre de primer día de esta emisión viajó al espacio sideral en el equipaje del entonces Coronel Tamayo Méndez junto al cancelador o cuño de goma pues fue matasellado allí por nuestro primer cosmonauta, quien a su retorno a la Tierra lo donó al Museo Postal Cubano José Luis Guerra Aguiar, situado en la planta baja del Ministerio de Comunicaciones, en La Habana.

Quienes deseen apreciar estos valiosos materiales que ocupan un sitial destacado dentro del patrimonio de la nación, deben llegarse sin falta hasta la Catedral de la Filatelia Cubana.

Allí también encontrarán todas emisiones dedicadas a este acontecimiento, las que no se limitan a nuestro país, pues además otras administraciones postales lo han reflejado, muestra de ello son Vietnam y la Unión Soviética.

Una sugerencia para futuras emisiones referidas a este tema: contemplar algunos de los experimentos científicos realizados por el hoy General de Brigada de la Reserva Arnaldo Tamayo Méndez, así como de los objetos simbólicos que llevase en su equipaje, entre ellos el Manifiesto de Montecristi, la Orden Nacional José Martí y una partitura del himno nacional.

 

 

 

 

 

 

Añadir nuevo comentario

CAPTCHA
Esta pregunta es para comprobar si usted es un visitante humano y prevenir envíos de spam automatizado.
CAPTCHA de imagen
Introduzca los caracteres mostrados en la imagen.

Galería de imágenes

La Opinión Gráfica

Video