Continúan en La Habana las insatisfacciones con la calidad del pan

Continúan en La Habana las insatisfacciones con la calidad del pan
Fecha de publicación: 
20 Enero 2021
6
Imagen principal: 

A pesar de las acciones emprendidas por las autoridades competentes, continúan las insatisfacciones de la población en cuanto a la calidad del pan comercializado en la capital y también sobre el funcionamiento de algunas panaderías, trascendió hoy en la reunión del Consejo de Defensa Provincial (CDP).

En el encuentro se socializaron y analizaron las quejas reflejadas sobre el tema en el Portal del Ciudadano y otros espacios virtuales, entre las que destacan el expendio de ese producto sin el gramaje normado, irregularidades en los horarios de venta y violaciones de precios.

Las autoridades del CDP orientaron a las direcciones de la Empresa Provincial de la Industria Alimentaria (Epia) y de la Cadena Cubana del Pan actuar con severidad y mayor profundidad ante las malas prácticas.

Se indicó ser más exhaustivos en las inspecciones y visitas sorpresivas a los centros de elaboración y expendio, organizar mejor los flujos productivos y trazar acciones preventivas contra eventuales malversaciones que pueden derivar en contra del bienestar de los clientes.

Luis Antonio Torres Iríbar, presidente del CDP, señaló que se impone un abordaje estricto y sistemático al tema, para lo cual indicó diseñar un plan de enfrentamiento desde el programa de Fiscalización y Control, con el apoyo de la Policía Nacional Revolucionaria.

Se trata de resolver el problema y responderle al pueblo de La Habana, como lo merece, expresó el también Primer Secretario del Partido Comunista de Cuba en el territorio capitalino.

La semana pasada, Abdelin González Mesa, directora de la Epia capitalina, dijo a la ACN que hasta ese momento más de 100 unidades (de las 243 existentes) habían sido visitadas para dar seguimiento a las inconformidades, sobre todo relacionadas entonces a la insuficiente oferta frente a la creciente demanda.

A pesar del incremento de los niveles de harina dispuestos para estas elaboraciones, en la mayoría de las panaderías de la ciudad se divisan largas colas, en lo cual pudiera estar repercutiendo el desabastecimiento de otros alimentos.

Las inconformidades de la población están relacionadas también con el incumplimiento en el horario establecido para la venta (hasta las 9:00 p.m.) y la falta de variedad de productos que se ofertan habitualmente en esta red como son los dulces.

Comentarios

¿Cuántos años tiene el monologo sobre el pan que hizo famoso al Pánfilo de Luis Silva y que lo llevo hasta conocer al presidente de USA?
carlos@uebse.geysel.une.cu
Leo no sin asombro ?en la Habana? y en el resto, las áreas verdes o el interior, como le dicen los habitantes de la capital; ?el pan tiene calidad o gramaje, no hay insatisfacciones?. Hablar del ?Pan?. Comienzo y final de cualquier conversación cuyo tema sea la calidad – y últimamente, el tema de los precios -. Voy a contarles de la segunda semana del mes (no la anterior, pues como cambiaron el horario de las bodegas, no pude ni «visitar a las empleadas»). Aquel lunes, cuando fui a comprar el que me tocaba, me preguntaron cuántos quería (el domingo, inusualmente habían «sobrado» tres sacos), cuando fui el martes, no había, pues las bodegueras habían decidido no aceptarlo, el miércoles no pude ir y ya ese jueves, al tratar de adquirirlo ya no había. Lo mismo pasó ese viernes. Asombrado, pensé ilusamente que lo estaba haciendo tan bueno, que la gente se fajaba por adquirirlo. Craso error. Estaba prácticamente igual; solo que, los bodegueros, ya esclarecidos que si no se vendía cargaban con el costo, lo daban al por mayor al que comprara. Estas últimas semanas ni lo he visto, pues el horario de venta no es hasta las 9:00 P.M., como cuenta el artículo, siempre ha sido el "horario de bodega", hasta las 7:00 PM, y desde hace 15 días este ha estado cambiando, unos días corrido hasta las 3:00 PM, el resto, cierre a las 6:00 P. M., hora anterior a mi regreso del centro de trabajo. No me he podido "enterar" si el pan ha mejorado.
energetico@blauvaradero.tur.cu
Tema sin fin, el pan. Ningun gobierno ha podido con el problema. Esto no es solo rn bodegas y panaderias tambien en los establecimientos que antes recaudaban divisas. Ahora el estado emprende una lucha de un mes y el pan mejora alguito y al mes pasan la página y el pan sigue igual de mal. Esta serie ya tiene muchas temporadas.
Es verdad que la calidad del pan tiene que aumentar, PERO no solo en la Habana sino en todo el país. Si en la capital del país donde se encuentran los principales organismos rectores y aún así se hacen mal o ineficiente algunas cosas imaginemos en el resto del país. Cuba somos todos no importa en que provincia vivamos, debemos de arremeter con fuerza contra las ilegalidades que son estas las responsables de afectar a la inmensa mayoría.
adrian.mp@nauta.cu
...más allá de lo que ocurre con el 'pan',se impone en la práctica, la concreta, sin que se lo digan o lean en ‘estados de opinión’, sistemáticamente caminar las calles, de incógnito, tratar de guapear ‘presencialmente’ el pan en las panaderías; intentar comprar productos del agro, más allá de jengibre, ajo puerro y plátanos o naranja-limones movi’os en los demacrados establecimientos estatales (incluyendo los patrocinados por el EJT); de pretender comprar ‘alguito’ en las bien surtidas y exuberantes carretillas particulares y establecimientos de ‘emprendedores’ con no menos sobreabundantes precios; aspirar a concretar gestiones de servicios en menos de una semana y sin peloteo; pasar por portales y frente a cualquier lugar con sombrita donde se vende DE TODO, comprado hecho en tiendas estatales o sustraído de almacenes y obras igualmente estatales; saber de buena tinta, in situ que se habla en ómnibus y calles, conocer y asumir como suyas, por sufridas, las inconformidades de la población. Eso es ineludible y forzoso para trazar estrategias correctas, aglutinadoras, eficaces para ganar esta batalla, porque es una batalla por el Ordenamiento, por la disciplina social, por la defensa y conservación de la actualmente maltrecha legalidad, por la supervivencia de la Revolución Cubana, en lugar de ‘orientar, instar, señalar, socializar, indicar’, y hasta etcéteras, lo obvio y ostensible hasta el hastío, sin que en definitiva aparezcan los resultados necesitados. …“no es lo mismo oír decir un problema, que le cuenten de una situación, a verlo en concreto”. Fidel Castro Ruz, Inauguración del pueblo Vado del Yeso, Bayamo, 31 de mayo 1970
miguelj@trdcaribe.co.cu

Páginas

Añadir nuevo comentario

CAPTCHA
Esta pregunta es para comprobar si usted es un visitante humano y prevenir envíos de spam automatizado.
CAPTCHA de imagen
Introduzca los caracteres mostrados en la imagen.

Video