Cinta rumana se alza con la Concha de Oro en San Sebastián

Cinta rumana se alza con la Concha de Oro en San Sebastián
Por: 
Fecha de publicación: 
26 Septiembre 2021
0
Imagen principal: 

La actriz francesa Marion Cotillard, a la derecha, recibe el Premio Donostia de manos de Penélope Cruz durante el Festival de Cine de San Sebastián, en el norte de España, el viernes 17 de septiembre de 2021. (AP Foto/Alvaro Barrientos)

La cinta rumana “Crai Nou” (“Blue Moon”) de la directora Alina Grigore conquistó el sábado la Concha de Oro a la mejor película en la 69na edición del Festival de Cine de San Sebastián, mientras que “Noche de fuego” de Tatiana Huezo obtuvo el premio Horizontes Latinos a la mejor película latinoamericana, entre otros reconocimientos.

La ceremonia destacó el trabajo de múltiples mujeres: la Concha de Plata a la mejor dirección fue para Tea Lindeburg por “Du som er i himlen” (“As in Heaven”), mientras que la Concha de Plata a la mejor interpretación recayó en dos actrices: la danesa Flora Ofelia Hofmann Lindalh, por la misma película, y la estadounidense Jessica Chastain por “The Eyes of Tammy Faye”.

Era la primera vez que el festival premiaba a actores de cualquier género en una misma categoría.

Entre otros galardonados, Candela Recio, Pablo Hoyos, Silvio Aguilar, Pablo Gavira, Claudia Navarro, Marta Casado, Rony-Michelle Pinzaru y Javier Sánchez recibieron la Concha de Plata a la mejor interpretación de un elenco por su trabajo en “Quién lo impide”.

Los distintos jurados del Festival han optado este año por un cine social y comprometido, en especial con los problemas de las mujeres en todo el mundo.

Otras premiadas fueron Claire Mathon por la fotografía de “Enquete sur un scandale d’etat’” (“Undercover”), Lucile Hadzihalilovic con el premio especial del jurado por “Earwig”, y Lena Lenskih y Ekaterina Perfilova con el premio New Directos por “Nich ’ya” (“Unwanted”).

El premio Zabaltegi-Tabakalera fue para “Vórtex”, del argentino Gaspar Noé.

“Crai Nou” es la ópera prima de la rumana Alina Grigore y explora la deshumanización de una joven que trata de huir de la violencia familiar. “Este premio es un homenaje a las artistas que quieren expresar la creatividad femenina”, dijo la realizadora al aceptar su premio.

Por su parte, la cinta danesa “Du som er i himlen” fue reconocida con los otros dos galardones más importantes: dirección e interpretación principal.

Lindeburg recibió la Concha de Plata por su cinta ambientada en el siglo XIX que describe los dilemas a los que debe enfrentarse una adolescente en un duro entorno marcado por la superstición.

“Es el primer premio que recibo, no saben lo que significa esto para mí”, dijo la realizadora danesa.

La joven actriz Flora Ofelia Hofmann Lindalh encarna a la protagonista, un papel que le valió el premio a la mejor interpretación principal. “Gracias a Tea por todo lo que has hecho por mí”, indicó.

Compartió galardón con Jessica Chastain, que da vida a la telepredicadora Tammy Faye en “The Eyes of Tammy Faye”. Dirigida por Michael Showalter, la cinta aborda el ascenso y la caída de esta singular figura en la década de 1970.

“Espero que el amor de Tammy Faye nos recuerde que tenemos que ir más allá de las apariencias, de las máscaras, y reconocer a la mujer que está detrás”, subrayó la actriz estadounidense.

Por su parte, el premio a la interpretación de reparto se lo llevó el elenco completo de “Quién lo impide”, del director español Jonás Trueba. La crónica de casi cuatro horas (220 minutos) sobre las peripecias de un grupo de adolescentes, sus sueños y sus desilusiones fue una de las películas del festival que más gustó a la crítica.

Sorprendió, no obstante, que no se llevase ningún premio la película española “El buen patrón”, dirigida por Fernando León de Aranoa y con Javier Bardem como protagonista. Bardem encarna a un empresario paternalista bien visto por toda la sociedad, pero que utiliza su poder para adentrarse en la vida privada de sus propios trabajadores y anular cualquier problema que puedan presentarle.

Horizontes Latinos, la sección que reconoce a la mejor película latinoamericana, premió el trabajo de la directora salvadoreña-mexicana Tatiana Huezo. “Noche de fuego” es la conmovedora historia de tres niñas que crecen en un pueblo del norte de México haciendo frente a las distintas violencias que las acechan.

“Ojalá que el cine nos devuelva la mirada a nuestras infancias y a nuestras niñas, a las que fuimos y las que están por venir. Porque vivas nos queremos”, dijo Huezo en el discurso más aplaudido de la noche. Además, la cinta se llevó también los premios de cooperación española, que entrega AECID (Agencia Española de Cooperación y Desarrollo), y RTVE-Otra Mirada, de la radiotelevisión pública nacional.

Así dijo adiós el festival luego de nueve días de proyecciones y eventos entre los que se destacaron los Premios Donostia a la trayectoria artística para Johnny Depp y Marion Cotillard. El galardón a Depp vino precedido de polémica por el caso de presunta violencia doméstica contra su exesposa, Amber Heard, que motivó las quejas de algunas asociaciones de mujeres cineastas.

Sin embargo, el actor fue aclamado el miércoles durante su paso por la ciudad vasca y denunció “la cultura de la cancelación” que, en su opinión, se está extendiendo en la industria del cine luego que los grandes estudios paralizaran sus proyectos con él a causa de sus escándalos. Por su parte, la actriz francesa recogió el galardón en la inauguración del evento de manos de su amiga y colega Penélope Cruz.

El Festival de Cine de San Sebastián logró recuperar un cierto aire de normalidad después de la excepcionalidad de la edición del año pasado, marcada por la pandemia. Las salas recuperaron la mayor parte de sus aforos.

Añadir nuevo comentario

CAPTCHA
Esta pregunta es para comprobar si usted es un visitante humano y prevenir envíos de spam automatizado.
CAPTCHA de imagen
Introduzca los caracteres mostrados en la imagen.

Video