Doctor Durán: Hay que mantener definiciones claras para el aislamiento domiciliario

Doctor Durán: Hay que mantener definiciones claras para el aislamiento domiciliario
Fecha de publicación: 
14 Octubre 2020
1
Imagen principal: 

Es imprescindible mantener claridad en la definición del ingreso domiciliario u hospitalario de los contactos de infectados o de sospechosos de infección con el virus SARS-COV-2, enfatizó el doctor Francisco Durán, director nacional de Epidemiología de Cuba, en la más reciente reunión del Consejo de Defensa Provincial de La Habana (CDP).

El experto se refirió a la medida que implica que desde el lunes 12 de octubre los contactos de confirmados con el patógeno causante de la COVID-19 y los contactos de sospechosos, quienes desde marzo último eran recluidos en centros de aislamiento, ahora cumplirán el aislamiento epidemiológico en sus domicilios.

Según Durán, está definido quién se queda en la casa y quién no, el médico en cada caso es el encargado de analizar y decidir, pero también una comisión evaluadora puede determinar si el hogar reúne condiciones necesarias para el aislamiento, señaló.

En la capital cubana se efectúa un proceso de desescalada de los centros de aislamiento, pero, de acuerdo con el epidemiólogo, se previó dejar lista una cantidad prudente.

Con unas 600 capacidades para el ingreso de sospechosos debemos poder maniobrar, pero la toma de muestras para detectar el virus debe hacerse el mismo día del ingreso, para que la confirmación negativa o positiva sea lo más pronto posible, así como la probable alta médica de ese sospechoso y sus contactos, puntualizó el especialista.

Durán comentó que el control en la zona de residencia de una familia aislada tiene que ser riguroso y constante.

Autoridades de la capital subrayaron en el CDP que, desde el punto de vista legal, se regulará el aislamiento domiciliario, sobre la base de un documento de apercibimiento que se entregará a cada persona, respecto a qué puede hacer y qué debe cumplir mientras esté aislada, para evitar negligencias.

En La Habana -que transita por la tercera fase de recuperación pospandemia- hay dos mil 12 consultorios del médico de la familia, con una fuerza de tres mil 173 médicos y dos mil 12 enfermeras, lo cual fue valorado como "personal suficiente" en el CDP, donde se alertó que cada procedimiento tiene que llevar mucho rigor.

 

 

 

 

 

 

 

Comentarios

Además del «…apercibimiento que se entregará a cada persona, respecto a qué puede hacer y qué debe cumplir mientras esté aislada, », deben darse a conocer detalles sobre la definición «…de quién se queda en la casa y quién no», de que aspectos y circunstancias tendrá n cuenta la «…comisión evaluadora para determinar si el hogar reúne condiciones necesarias para el aislamiento », o no, para poder valorar correctamente el actuar, y preservar los esfuerzos que hace nuestra Salud Pública, y la dirección de la Revolución, los éxitos, y cooperar también «…para evitar negligencias» que se empañen los resultados y voluntades hasta el momento. Desafortunadamente no solo está presente el riesgo de la negligencia por las personas, existen los escollos del cansancio, la falta de control y exigencia debida, el voluntarismo y hasta la desidia entre quienes tienen que hacer cumplir.
miguelj@trdcaribe.co.cu

Añadir nuevo comentario

CAPTCHA
Esta pregunta es para comprobar si usted es un visitante humano y prevenir envíos de spam automatizado.
CAPTCHA de imagen
Introduzca los caracteres mostrados en la imagen.

Galería de imágenes

La Opinión Gráfica

Video