Juez de EE.UU. da esperanza a los presos de Guantánamo

Juez de EE.UU. da esperanza a los presos de Guantánamo
Fecha de publicación: 
22 Abril 2014
0
Imagen principal: 

Un juez del Tribunal Supremo estadounidense planteó el lunes dudas sobre los límites de la autoridad gubernamental para detener a sospechosos de terrorismo en la prisión de Guantánamo, lo cual da esperanzas a quienes han estado confinados allí durante años sin acusación.

El alto tribunal se negó a considerar la apelación de un yemení mantenido durante 12 años en la prisión militar estadounidense en la isla de Cuba, validando el dictamen de un tribunal de menor rango que establecía que el preso podía ser detenido simplemente porque había "integrado Al Qaeda o a los talibanes en el momento de su arresto".

El juez liberal Stephen Breyer, aunque se adhirió a la resolución, emitió una declaración subrayando varios aspectos que el tribunal debe considerar en relación a la autoridad del gobierno sobre las detenciones.

Breyer afirma que el alto tribunal no consideró si las fuerzas armadas estadounidenses pueden detener a alguien que no estaba "comprometido en un conflicto armado contra EEUU en Afganistán antes de su captura", incluso si esa persona era miembro de Al Qaeda o de los talibanes. Agregó que, incluso si tal detención se permite, el tribunal tampoco consideró si la Autorización para el Uso de la Fuerza Militar (AUMF, por sus siglas en inglés), aprobada en septiembre de 2001, tras de los ataques del 11-S, o la Constitución "limitan la duración de la detención".

Breyer explicó que la AUMF permite al presidente de EEUU "usar toda la fuerza necesaria y apropiada" contra quienes se cree ayudaron a realizar los ataques "con el objetivo de prevenir todo futuro acto de terrorismo internacional contra EEUU".

En 2004, el Tribunal Supremo confirmó que la AUMF es constitucional y autoriza al presidente a detener a "combatientes enemigos" con la condición de que el individuo "haya integrado o apoyado a fuerzas hostiles a EEUU o miembros de la coalición en Afganistán y que se hayan involucrado en un conflicto armado contra EEUU allí".

Sin embargo, la declaración de Breyer indica que puede estar dispuesto a considerar una apelación en base a las áreas oscuras que describió y que no han sido consideradas por el tribunal.

Abdul Al Qader Hussain, de 30 años, fue capturado en marzo de 2002 en Pakistán bajo la sospecha de tener nexos con la red Al Qaeda, entonces liderada por Osama Bin Laden, y con los talibanes, acusación que negó reiteradamente. En su alegato, los abogados de Hussain habían pedido sólamente al alto tribunal que determinara el "nivel de prueba" que necesita el gobierno para justificar su detención, no los problemas legales que Breyer menciona en su documento. Hussain disputa el hecho de que los tribunales de menor rango hayan confirmado su "detención indefinida" a causa de sus viajes a Afganistán cuando era adolescente, el tiempo que pasó en algunas mezquitas y que poseía un rifle.

Añadir nuevo comentario

CAPTCHA
Esta pregunta es para comprobar si usted es un visitante humano y prevenir envíos de spam automatizado.
CAPTCHA de imagen
Introduzca los caracteres mostrados en la imagen.

Video