Inmigración en Estados Unidos, candidatos demócratas contra Trump

Solapas principales

Inmigración en Estados Unidos, candidatos demócratas contra Trump
Fecha de publicación: 
19 Noviembre 2019
0
Imagen principal: 

Desde dentro y fuera de territorio norteamericano, resulta incesante el rechazo a las múltiples medidas del presidente Donald Trump en esta materia.

Pese a los disímiles criterios en su contra, el gobernante republicano tiene como objetivo declarado disminuir el número de inmigrantes, tanto irregulares como legales.

Recientemente, los senadores Bernie Sanders y Kamala Harris, el alcalde de la ciudad de South Bend, Pete Buttigieg, el exsecretario de Vivienda Julián Castro y el multimillonario Tom Steyer, todos en busca de la Casa Blanca, coincidieron en que este país necesita acabar con la división fomentada por el Gobierno de Trump.

En un foro organizado para discutir temas latinos en la Universidad Estatal de California, Sanders manifestó que le preocupa el racismo y 'la demonización' de los indocumentados en Estados Unidos.

Insistió en que si alcanza la presidencia anulará todas las órdenes ejecutivas en contra de los inmigrantes y luchará por la aprobación de una reforma migratoria integral.

Sanders divulgó su plan sobre tal reforma el pasado 7 de noviembre y señaló entonces que pretende usar el poder para proteger las comunidades de dichas personas y revertir cada acción 'horrenda' de Trump.

Frenaremos el odio hacia nuestros hermanos y hermanas inmigrantes, y pondremos fin a la separación de familias y el encierro de niños en jaulas, expuso el legislador independiente por Vermont en un comunicado.

Citado por medios de prensa, en el texto aseguró que terminará con las redadas masivas que ejecuta el Servicio de Inmigración y Control de Aduanas (ICE, por siglas en inglés) y aterrorizan a las familias.

Dueño de la tercera posición en las preferencias de los votantes demócratas por detrás del ex vicepresidente Joe Biden y la senadora Elizabeth Warren, Sanders apuntó que aplicará una moratoria a las deportaciones.

Ordenará el cierre de los centros de detención de migrantes, detendrá la construcción del polémico muro en la frontera sur, eliminará la restricción de fondos para las llamadas ciudades santuario, y levantará la prohibición de entrada a suelo norteamericano de ciudadanos de varios países musulmanes.

También, terminará la iniciativa que obliga a las personas que piden asilo en Estados Unidos a permanecer en México mientras se analizan sus solicitudes, y los acuerdos de 'tercer país seguro' con Guatemala, El Salvador y Honduras.

Las aspiraciones de Sanders incluyen que el Congreso adopte una solución permanente para los beneficiados de los Estatus de Protección Temporal y se legalicen los jóvenes del programa Acción Diferida para los Llegados en la Infancia, conocidos como 'soñadores'.

De igual manera, el senador se propone descriminalizar los cruces ilegales por la línea divisoria sur y lograr la reunificación de los niños alejados de sus padres.

Como otro propósito del plan está el acceso de los inmigrantes al programa de servicios de salud Medicare, la educación universitaria, el aprendizaje del idioma inglés y la alimentación escolar.

Además, Sanders quiere repartir las funciones del Departamento de Seguridad Nacional en materia migratoria y aduanera a otras entidades, con el fin de reenfocar su misión y reducir los gastos para el funcionamiento.

'Nosotros estableceremos una política humana en la frontera, la cual no incluye agentes federales quitándole a los bebés de los brazos de sus padres', expresó Sanders en el foro de la Universidad Estatal de California.

De similar manera se pronunció en el mismo espacio Steyer, quien consideró que la administración de Trump 'está torturando' a los menores migrantes que llegan al área limítrofe.

'Tenemos que asegurarnos de que este trauma que están experimentando los pequeños termine lo más pronto posible', acotó el multimillonario.

A juicio de Harris, uno de los principales obstáculos para solucionar los problemas de la frontera y de la llegada masiva de solicitantes de asilo, es lidiar con la falsa creencia de que a los defensores de los migrantes no les interesa la seguridad en la línea divisoria.

Ese criterio es utilizado por los republicanos y Trump para crear miedo y no hacer lo correcto, expuso la senadora.

Harris, al igual que Castro, recomendó una transformación radical en el ICE, una agencia del Departamento de Seguridad Nacional.

'Creo que el ICE está fracturado, lo reformaría y reintentaría el acercamiento de cómo aplicamos nuestras leyes de inmigración de una forma más inteligente, más humana y más efectiva', indicó Castro.

Por su parte, Buttigieg estimó que el cambio debe comenzar por no tolerar el racismo y los prejuicios en contra de los latinos.

De acuerdo con el aspirante demócrata más joven del nutrido campo de la fuerza azul, de 37 años de edad, se deben dar pasos importantes con el fin de reforzar las leyes que castigan los crímenes de odio.

'Están diciéndole a la gente que no pertenecen aquí y eso tiene consecuencias peligrosas. Sabemos que este país se empeora por las fracturas causadas por prejuicio racial', opinó.

Los cinco candidatos demócratas también coincidieron en la necesidad de buscar mejores oportunidades económicas para los trabajadores latinos, la educación y los planes de salud.

Añadir nuevo comentario

CAPTCHA
Esta pregunta es para comprobar si usted es un visitante humano y prevenir envíos de spam automatizado.
CAPTCHA de imagen
Introduzca los caracteres mostrados en la imagen.

Galería de imágenes

La Opinión Gráfica

Video