Tiro de gracia a otra promesa de Trump

En este artículo: 
Tiro de gracia a otra promesa de Trump
Fecha de publicación: 
11 Agosto 2020
1
Imagen: 

La enfermera le da una inyección al voluntario de Harpersville, Nueva York, en el estudio de una posible vacuna Covid-19, desarrollada por los Institutos Nacionales de Salud y Moderna Inc., que comenzará el lunes 27 de julio de 2020 en Binghamton, Nueva York. © AP / Hans Pennink

Acostumbrado a mentir, días atrás, Donald Trump aseguró que el próximo tres de noviembre estaría lista una vacuna para vencer  la Covid-19. 

Sin embargo, expertos en vacunas citados por la cadena CNN lo descartaron  este lunes.

Peter Hotez, de Baylor College of Medicine y Paul Offit, especialista del Children's Hospital of Philadelphia, advirtieron  que tal proyecto no es factible.

Ellos han tenido en cuenta informaciones de la compañía Moderna,  primera  en desplegar  ensayos clínicos de fase tres al respecto.

CNN informó que esa entidad inició su trabajo el 27 de julio con la intención de inscribir a 30 mil ciudadanos para estudio pero solo ha logrado contactar a cuatro mil 536.

De completarlos, en septiembre no será posible lograr la vacuna, como añora Trump,  antes de las elecciones del tres de noviembre.

Señalan que después de inscribirlos y suministrarles la primera dosis, debe esperarse 28 días para la segunda y 14 días para comprobar su efectividad.

Posteriormente, los investigadores deben observar quien se enferma o no como parte del proceso de estudios y ensayos clínicos, cuyos resultados estarían  el primer trimestre de 2021.

Al mismo tiempo, voceros de la compañía Moderna han dicho que  podrá entregar 500 millones de dosis por año.

Esa firma llegó a un acuerdo con el fabricante suizo Lonza, que le aprobaría  una producción de mil millones de dosis anuales.

Recientemente la Organización Mundial de la Salud (OMS)  dijo tener confianza en las seis vacunas más avanzadas, incluyendo las estadounidenses Moderna y Pfizer, además de una creada  por China y la británica AstraZeneca, esta última en colaboración con la Universidad de Oxford.

Observadores en Washington parecen descubrir el Mediterráneo al valorar que la nueva evidente jugarreta del mandatario ha ido enfilada a reforzar sus cuestionadas posibilidades  en  los comicios presidenciales.

Si las elecciones tuvieran lugar dentro de 24 horas pocos dudarían de la victoria del demócrata Joe Biden.

Sin embargo, como faltan unos 60 días para su realización, nadie se atreve a aseverarlo de manera absoluta.

Por algo los hombres del presidente destinan millones de dólares hacia estados que aportan votos al colegio electoral donde se definirá la presidencia.

O sea, las posibilidades de Donald Trump no están en cero.

Por otra parte, se debe tener en cuenta que la poderosa maquinaria oficial  está al servicio del candidato  republicano.
 

Comentarios

Hay que estar loco para votar por ese "berraco".
edyfat@nauta.cu

Añadir nuevo comentario

CAPTCHA
Esta pregunta es para comprobar si usted es un visitante humano y prevenir envíos de spam automatizado.
CAPTCHA de imagen
Introduzca los caracteres mostrados en la imagen.

Galería de imágenes

La Opinión Gráfica

Video