Rechaza Díaz-Canel nueva maniobra anticubana

Solapas principales

Rechaza Díaz-Canel nueva maniobra anticubana
Por: 
Fecha de publicación: 
4 Julio 2020
0
Imagen principal: 

El Presidente de la República de Cuba, Miguel Díaz-Canel Bermúdez, dejó constancia este sábado en su cuenta oficial en Twitter del fracaso de otra burda maniobra para intentar manipular el tema de los derechos  humanos en contra de la Antilla Mayor.

“La verdad de Cuba desmonta la mentira tarifada. El Imperio se aferra al uso de mercenarios y nuevamente fracasa” escribió el mandatario en la red social y a este mensaje sumó otro, más corto aún, pero igual de rotundo: “Nuestra verdad como bandera”.

Ambos tuits hacen referencia a lo publicado hoy por el periódico Granma acerca del show anticubano que el viernes último y con el  Consejo de Derechos Humanos de la ONU en Ginebra, Suiza, como escenario, trató infructuosamente de montar un mercenario construido por el Gobierno de Estados Unidos en contubernio con la extrema derecha de Miami.

Jairo Rodríguez Hernández, miembro de la Misión Permanente de Cuba en Ginebra -sede de ese órgano de Naciones Unidas-, respondió a los calumniosos comentarios de Ariel Ruiz Urquiola, que en el 44 periodo ordinario de sesiones del Consejo intentó denigrar la cooperación médica internacional y el sistema cubano de Salud.

El diplomático cubano señaló que las acusaciones realizadas por este individuo son falsas y se basan en argumentos absurdos, con propósitos totalmente ajenos a la defensa de los derechos humanos.

¿Cuáles son esos propósitos? Habría que preguntárselo a la maquinaria propagandística anticubana con sede en Miami, que ha impulsado todo un show en redes sociales y medios digitales, sobre la base de informaciones totalmente falsas, en torno a este sujeto, señaló Rodríguez Hernández.

Rechazó categóricamente cualquier intento de mancillar la ejemplar trayectoria de la cooperación médica internacional y de vincularla con el delito de trata de personas, y denunció que las acusaciones de ese individuo, referidas a su estado de salud y al de su familia resultan absurdas, como salidas de una pésima novela de ficción.

El representante cubano lamentó que organizaciones y personas verdaderamente defensores de los derechos humanos no cuenten con los recursos y la posibilidad de viajar a Ginebra para participar y colaborar en las labores del Consejo, y que otras, como Ingenieros del Mundo -de la cual, por demás, Ruiz Urquiola no es miembro- se presten a acreditar a individuos cuyos fines son ajenos a la causa de la promoción y real defensa de los derechos humanos.

La farsa montada para el show mediático fracasó en toda regla, el mercenario no logró cumplir su objetivo, pues cuando intentó intervenir en el plenario, la representación diplomática de Cuba interpuso varias mociones de orden con el apoyo de países como Venezuela, China y Eritrea.

El diario Granma también ofrece una caracterización de Ariel Ruiz Urquiola, que de biólogo y usufructuario de tierra en Viñales, Pinar del Río, fue convertido, por obra y gracia de la maquinaria mediática anticubana, en un militante ecologista y defensor de los derechos humanos.

Lo que sí es verdad es que resultó sancionado en la Causa número 8 de 2018 por el Tribunal Municipal, a un año de privación de libertad por el delito de Desacato, cumplidas todas las garantías del debido proceso.

El tres de mayo de ese año, al realizar su recorrido habitual por la zona conocida como el Cuajaní, en el municipio de Viñales, para prevenir e impedir  la tala indiscriminada, dos agentes del Cuerpo de Guardabosques escucharon el sonido de una motosierra y, al acercarse al lugar, hallaron que el ciudadano Ruiz Urquiola operaba el equipo y había talado seis palmas reales en perfecto estado.

Como resultado de las investigaciones y las pruebas practicadas en el juicio oral, se demostró que Ruiz Urquiola ofendió, además, a los agentes del Cuerpo de Guardabosques de Cuba en el ejercicio de sus funciones e intentó impedir sus diligencias.

En enero último, este ciudadano fue visitado en su casa por Mara Tekach, encargada de Negocios de EE.UU. en Cuba, visita que la propia representante norteamericana publicitó en la cuenta oficial de la Embajada en Twitter.

Trascendidos de medios de prensa señalan que Tekach no tuvo recato en aplaudir la comparecencia de este sujeto, quien llegó a inventarse que le fue inoculado el virus del SIDA, enfermedad que padece y por la cual le atiende gratuitamente el mismo sistema de Salud que trata de calumniar.
 

Añadir nuevo comentario

CAPTCHA
Esta pregunta es para comprobar si usted es un visitante humano y prevenir envíos de spam automatizado.
CAPTCHA de imagen
Introduzca los caracteres mostrados en la imagen.

Galería de imágenes

La Opinión Gráfica

Video