Cuba: gobierno en línea con su pueblo

Solapas principales

Cuba: gobierno en línea con su pueblo
Fecha de publicación: 
13 Diciembre 2018
0
Imagen principal: 

Hace tan solo un año atrás y quizás menos, hubiera sido impensable encontrarse un rato después de hecho público un suceso como el reciente incendio en la fortaleza de La Cabaña, con un twitter del ministro de Cultura a propósito del asunto.

Pero así ha sido y cada vez resultará más ágil, informativo y orientador, porque el ejercicio de gobernar en Cuba va adquiriendo giros de contemporaneidad también a partir del uso de las redes sociales.

alt

Antes del 10 de Octubre último, ya algunos directivos, y sobre todo instituciones, tenían rostro en la Web 2.0. Pero la entrada ese día a Twitter del presidente de los Consejos de Estado y de Ministros, Miguel Díaz-Canel, sin duda señala un antes y un después.

Tanto es así que hoy, según datos publicados por Cubadebate, tienen cuenta en Twitter un total de siete miembros del Consejo de Estado, 15 del Consejo de Ministros y 22 ministerios e institutos, además del propio Díaz-Canel.

alt
El Minrex fue de las primeras instituciones cubanas en hacer sentir su presencia en las redes sociales.

Desde diciembre del año pasado, CubaSí había llamado la atención con el texto «La Isla entre redes» sobre la incorporación a las redes sociales, aún lenta entonces, de instituciones y directivos. Cuando el comentario se publicó, Facebook era la red social privilegiada por quienes dirigían. Ahora, por obvias razones de liderazgo en Cuba, Twitter se lleva las palmas.

Pero lo mejor quizás esté todavía por llegar, tal vez ya esté por asomar tras la puerta.

Con la puesta en marcha del servicio 3G, es decir, la conexión a Internet a través de datos móviles por teléfonos celulares, se amplían todavía más las posibilidades para una comunicación de doble vía entre los cubanos y su gobierno.

Si antes del 6 de diciembre sumaban cerca de cuatro millones los cubanos activos en las redes sociales, esta cifra irá paulatinamente creciendo y con ella, la voz de los habitantes de esta Isla en diálogo con quienes les dirigen.

Es conocido que el proceso ha sido lento, condicionado por las limitaciones económicas del país. Primero fue la llamada conectividad institucional, mediante la cual se enlaza con Internet el 60% de los más de 5 millones de cubanos que en el presente acceden a algunos de los servicios.

Luego, hace más de dos años, las zonas Wifi han posibilitado que más de dos millones igual tengan acceso a algunas de las alternativas de la Red de Redes. Si a ello se suman las más de 1 200 salas de navegación y los servicios Nauta-Hogar, se hace visible el incremento de la presencia cubana en Internet.

Como es lógico, todavía estas conexiones se encaminan fundamentalmente a la comunicación con familiares y amigos radicados en otras latitudes. Pero a medida que sigan ampliándose las conexiones y que las tarifas bajen —si hoy bajaran estrepitosamente, no existe en Cuba infraestructura para responder a tamaña demanda—, los navegantes pondrán proa también a otros objetivos.

Y es entonces cuando se hará todavía más rica, con una carretera de doble sentido, la presencia de directivos cubanos en la Internet. Aunque ya reciben criterios, cada vez serán más, en un ejercicio de democracia ciudadana con potencialidades todavía inexploradas en la Isla.

alt
La puesta en marcha del servicio 3G potencia la comunicación entre gobierno y pueblo.

El convencimiento de su importancia existe. El propio Presidente ha sido ejemplo y acicate. Y la ciudadanía, por su parte, aunque hasta ahora no había contado con posibilidades masivas de conexión, sí dispone, en general, y desde hace tiempo, de una alfabetización tecnológica que la ubica, paradójicamente, entre las poblaciones mejor preparadas de cara a las nuevas tecnologías.

De todas formas, no puede olvidarse que la cubana es una población de las más envejecidas y, a pesar de la alfabetización tecnológica mencionada arriba, todavía hay y habrá quienes no se llevan bien con pantallas táctiles o ratones. Por eso, y así lo ha demostrado también Díaz-Canel, el intercambio cara a cara con la gente, lejos de la formalidad y de visitas avisadas, no ha de faltar.

El convencimiento de que todos los caminos son valiosos para enriquecer la comunicación y responder inquietudes también se ha traducido en recientes emisiones del programa televisivo Mesa Redonda, donde en tres oportunidades han comparecido ministros y otros altos directivos para dar respuestas a dudas y preocupaciones surgidas en la población.

Es cierto que en muchas otras oportunidades han tomado parte en ese programa ministros y otras personalidades, pero en los casos antes mencionados fue concretamente para esclarecer y responder inquietudes de la ciudadanía, una parte de las cuales se expresó, precisamente, en las redes sociales a propósito del trabajo por cuenta propia, del transporte y de regulaciones para el trabajo artístico.

A medida que la carretera digital de doble sentido vaya aumentando su tráfico, de seguro se irán haciendo espacio —además de los mensajes informativos o descriptivos que ponen al día a los cibernautas sobre la agenda de este o aquel directivo— mensajes de opinión, marcando posiciones, como el emitido por el Presidente el pasado 7 de diciembre con respecto a la Mesa Redonda sobre el trabajo por cuenta propia:

alt

«No hay por qué creer que las rectificaciones son retrocesos, ni confundirlas con debilidades cuando se escucha al pueblo. Revolución es cambiar todo lo que deba ser cambiado. Ninguno de nosotros puede tanto como todos nosotros juntos».

La presencia cubana, de dirigentes y dirigidos, en las redes sociales, también lo está ratificando.

Añadir nuevo comentario

CAPTCHA
Esta pregunta es para comprobar si usted es un visitante humano y prevenir envíos de spam automatizado.
CAPTCHA de imagen
Introduzca los caracteres mostrados en la imagen.

Galería de imágenes

  • Reanudación del transporte público en la capital, con motivo del inicio de la primera fase de la etapa de recuperación pos-COVID-19, en La Habana, Cuba, el 3 de julio de 2020. Foto tomada de Facebook

Infografía

Video