Raúl Torres, dos conciertos y dos discos para cerrar el año

Solapas principales

Raúl Torres, dos conciertos y dos discos para cerrar el año
Fecha de publicación: 
20 Diciembre 2019
0
Imagen principal: 

En Tropicana también se encienden candiles

Aunque no sea un trovador y su guitarra lo que nos viene a la mente cuando pensamos en Tropicana, el salón Arcos de Cristal también sabe arropar a la canción de autor, el propio Raúl recuerda haber asistido hace décadas a un concierto hermoso de Pablo Milanés allí y se confiesa «feliz con la oportunidad de cantar en Tropicana, un escenario emblemático de la música cubana, que implica además un reto».

Sobre este concierto, que ocurrirá el próximo 24 de diciembre, adelantó el autor de Regrésamelo todo: «Estarán cantantes que habitualmente han interpretado mis canciones, hay una que adoro, que cuando vine a Cuba de nuevo la invité a un teatro, cantó Candil conmigo y cuando iba por la mitad de la canción, en su concierto, se echó a llorar, con ella haré un par de canciones. Estará también Waldo Mendoza y ojalá esté Haila y cante conmigo también.

«He tratado de reunir un repertorio entrañable diría, en el que voy a ir escalonando, entretejiendo canciones de autores conocidos con canciones mías conocidas, creo que ese será el mayor atractivo de este concierto en Arcos de Cristal», agregó sobre el espectáculo que contará con la dirección artística del experimentado cineasta Léster Hamlet.

De vuelta a La Avellaneda

El segundo concierto, viene como a cerrar un ciclo de 30 años. El 28 de diciembre, Raúl Torres regresa a lo que considera un punto de partida en su carrera artística:

«Pretendemos que sea una suerte de remembranza de aquello que pasó en agosto del 89, en la misma sala Avellaneda, cuando canté con Xiomara Laugart, junto a Pablo. Yo creo que vale la pena recordar eso, porque fue un detonante para que me conocieran, no solo en Cuba, sino en el mundo con mis canciones, yo creo que fue una especie de ecuador en mi vida artística, me abrió, por supuesto, nuevos horizontes. Aprendí mucho a partir de aquel concierto de 1989».

Va a disfrutarlo mucho, lo sabe y lo confiesa, mientras nos cuenta de quiénes se hará acompañar sobre la escena del Teatro Nacional de Cuba: «Una de las cosas más importante que va a ocurrir es la presentación de dos jóvenes trovadores, que son mis amigos, mucho más jóvenes que yo, pero que admiro mucho su obra: Annalie López, de Guantánamo y Andrés Serpa, habanero, de Habana del Este. Voy a tener la suerte de tener otros invitados, entre ellos uno que es asiduo a mis conciertos, Silvio Raúl Torres, que tiene un trabajo importante allá en Matanzas, no quiere venir a La Habana, está enamorado del Valle de Yumurí, de Monserrate y de todos los lugares bellos donde me inspiré yo, donde hice Candil de Nieve, Hojarasca, Nítida Fe…»

«Algo que va a ser muy bonito y no puedo dejar de mencionar es que tengo de invitado a Waldo Mendoza, va a hacer Se fue, porque una vez, improvisamos un dúo con esta canción y salió muy lindo, entonces acordamos volver a hacerlo. Estará también conmigo Arnaldo Rodríguez, alguien que, desde que llegué la última vez a Cuba después de tanto tiempo en Europa, me recibió con los brazos abiertos. Con él voy a cantar Venus».

Niñito Historia y Vendedor de Nubes

Canciones nuevas y de siempre nos esperan en La Avellaneda. Entre ellas las que están incluidas en los fonogramas más recientes de Raúl Torres: Niñito Historia, que sale bajo el Sello Unicornio, de Producciones Abdala y Vendedor de Nubes, la primera de una serie de entregas comprendidas en el contrato de exclusividad que firmó el artista con la casa Colibrí.

A juicio del musicólogo Oni Acosta, «son dos fonogramas distintos, dos estéticas distintas, dos disqueras distintas, en un camino muy bien estructurado dentro de la cancionística de Raúl.

Niñito historia llega con una estética más experimental, con una sonoridad ecléctica, enriquecida con arreglos para orquesta, duetos importantes, guiños interesantes que tienen que ver con el concepto de vida del autor y un engranaje dramatúrgico muy bien articulado para que cada canción sorprenda.

Entre tanto, describe a Vendedor de nubes como un disco más intimista, más reflexivo, más introspectivo, en el que hay paseos por zonas importantes de la guitarrística, otro Raúl y el mismo que conocimos en los noventa.

La Sinfónica Nacional de Cuba, bajo la dirección del Maestro Enrique Pérez Mesa, viste de gala uno de los temas de Niñito Historia, Facebuuk, que cuenta con arreglos de René Rodríguez y resulta un tema autobiográfico y recoge un sentimiento común a muchos cubanos, según el propio autor.

Insondabile María es otro regalo de Niñito… a dúo con Silvio Rodríguez, Raúl asegura: «es una canción que adoré más después que Silvio cantó conmigo, realmente levantó la canción, la hizo crecer y hasta yo la entendí mejor».

Añadir nuevo comentario

CAPTCHA
Esta pregunta es para comprobar si usted es un visitante humano y prevenir envíos de spam automatizado.
CAPTCHA de imagen
Introduzca los caracteres mostrados en la imagen.

Galería de imágenes

Infografía

Video