viernes, 13 diciembre 2019, 16:33
Lunes, 18 Noviembre 2019 05:29

Diego Gutiérrez: En Piloto automático nada parece lo que es

Escrito por  Giusette León García / CubaSí
Valora este artículo
(17 votos)

Sobre su nueva producción discográfica, Piloto automático, conversamos con el destacado cantautor cubano Diego Gutiérrez, quien nos adelantó, además, sus próximos proyectos.


Diego ha sido noticia en los últimos tiempos: premio Cubadisco, nominación a los Grammy... Todo eso, a ritmo de mambo y sandunga cubana. Pero cuando un hijo de esta tierra dice «pa’lante», es «pa’ no parar», así que, a un año de aquel exitoso fonograma, Diego y la Egrem vuelven a la carga musical, ahora con el Piloto automático.

—¿De qué va esta producción?

—Este disco sale justo un año después que Pa’lante el mambo; entonces, yo lo único que realmente quería es que fuera un disco completamente distinto, sobre todo enfocar la producción musical de una manera diferente. Si en Pa’lante el mambo tenía géneros y ritmos cubanos, este transita un poco más por la canción pura, pero con otro tipo de arreglo. Piloto automático, a pesar de que tiene de todo, es un disco más reflexivo, más calmado, más para escuchar; no como Pa’lante el mambo, que era más fiestero, digamos.

—Te gustan las sorpresas…

—Esa es una de las cosas que me gustan, no solo con los discos, con las canciones también: tratar de siempre sorprenderme a mí mismo y sorprender a la gente, que nunca puedan estar en una zona de confort conmigo, que siempre tengan una sorpresa nueva.

—Y cuando dices que hay «de todo», ¿de cuánto hablamos?

—De todo, porque en Piloto automático nada es lo que parece o nada parece lo que es realmente, porque hay muchas canciones más reflexivas, más íntimas, pero están arropadas con arreglos muy disímiles, o sea, hay desde bachatas hasta son, rock and roll, bolero, un poco de jazz, pero todo eso mezclado, no puedes discernir las fronteras entre uno y otro. Está todo mezclado ahí, todo abigarrado y, sobre todo, con mucha textura sonora, que te va guiando de un tema a otro. Es como un viaje, un viaje en el que le pedimos a la gente que ponga su piloto automático y se deje llevar.

—¿Por eso el título?

—Bueno, también una de las canciones se llama Piloto automático, que es una de las más conocidas mías, que siempre hago en directo.

—Y en toda esa amalgama, ¿cuál sería el hilo conductor?

—Yo creo que más que las temáticas, más que la canción, es la manera de asumir la producción musical. Emilio Martiní fue el productor musical y quien hizo los arreglos, entonces él, en vez de conformar un piquete que iba a grabar todo el disco, fue escogiendo muy bien para cada tema algunos instrumentistas en función de lo que sería la sonoridad del tema. Hay, por ejemplo, tres bajistas que son espectaculares; cualquiera de los tres pudo haber grabado el disco entero, pero él tuvo la sutileza de a Jan Cruz, que explota mucho la sonoridad del pop y del rock, escogerlo para el tema que abre el disco; un invitado de lujo como Gastón Joya hizo el contrabajo en uno de los temas que está a mitad de camino entre el bolero y el jazz, y David Faya hizo contrabajo y bajo eléctrico. Está Rodrigo Sosa también en unas quenas, precisamente en Piloto automático.

—¿Otro que te parezca importante mencionar?

—Emilio Martiní, aparte de la producción musical, hizo las guitarras eléctricas y algunas acústicas, que le dieron un toque especial al disco. Estuvo Otto Santana en el drums y en las percusiones, y en el piano, Miguel Ángel de Armas, que es un joven, pero muy talentoso pianista. Todos fueron mis invitados especiales.

—¿Ya tienes prevista alguna presentación en directo?

—Hace un año que estoy haciendo las canciones de Pa’lante el mambo con mi banda, pero siempre insertando dos o tres temas del nuevo disco que iba a venir, y ahora vamos a tener la suerte de presentarlo en la sala del Museo Nacional de Bellas Artes, en el Edificio de Arte Cubano, el día 19 de noviembre. Ahí vamos a estar haciendo todas las canciones de Piloto automático, algunas de Pa’lante el mambo y otras que son de siempre. Voy a estar con toda mi banda allí y con algunos invitados especiales, todos los que participaron en el disco, y uno muy especial es mi hermano David Torrens, que hizo un tema conmigo en el disco.

«El 19 de noviembre solo comienza esa carrera del nuevo disco. Allí va a estar para la prensa y para el público el disco físico, los afiches del disco también, a lo mejor podemos tener el primer audiovisual. Pero más adelante, cuando la situación se normalice en el país, vamos a hacer una gira nacional, que será para cosechar Pa’lante el mambo y sembrar Piloto automático».

—En medio de todo eso, ¿nuevos proyectos?

—Cuando yo termino un disco, que lo disfruto y lo escucho mil veces, bueno, ya a otra cosa. Ahora estoy armando dos nuevos discos. El año que viene tengo planificado hacer un concierto y grabarlo en directo, un concierto que sea el resumen de mis tres discos de estudio y, además, con un documental, entrevistas, sesiones de fotos… Para eso estamos armando una producción muy seria en la que voy a tener muchos invitados.

«El otro es una idea que yo tenía guardada, atesorada, desde que estaba en Santa Clara. Es un proyecto que yo presenté al Centro Pablo de la Torriente Brau y ganó un concurso llamado “Del verso a la canción”. Son once poemas de autores villaclareños musicalizados por mí. Estoy revisando esos temas, algunos tienen más de diez años».

Visto 1163 veces Modificado por última vez en Miércoles, 20 Noviembre 2019 06:16

Escribir un comentario

Código de seguridad
Refescar