sábado, 07 diciembre 2019, 16:54
Miércoles, 25 Septiembre 2019 20:18

Cuba avanza con determinación en pro del desarrollo sostenible

Escrito por  Vladia Rubio/CubaSí
Valora este artículo
(2 votos)

A pesar del cada vez más feroz bloqueo de EE.UU., esta Antilla Mayor exhibe conquistas sociales comparables a las de países desarrollados.


Cuba es el quinto entre los primeros 14 países del mundo que han reducido el índice del hambre y la desnutrición. Así lo subrayó este miércoles el canciller Bruno Rodríguez en su intervención durante el foro político de alto nivel sobre los Objetivos de Desarrollo Sostenible en la ONU.

Para algunos podría resultar una sentencia que pase inadvertida, sobre todo intencionalmente inadvertida, pero para los cubanos esa y otras realidades son motivo de orgullo y, más que eso, constituyen acicate para continuar el camino emprendido, aunque tanto viento norteño en contra quiera torcernos las velas.

Pero en vez de volver sobre las más recientes indecencias de la Casa Blanca contra Cuba, estas líneas intentan enmarcar en círculos de luz algunos de los resultados conquistados por la Isla y que Rodríguez Parrilla destacara en la reunión de alto nivel mencionada de cara a la llamada Agenda 2030.

La Isla mantiene actualmente la tasa de mortalidad infantil más baja de su historia y de la región de América Latina: cuatro por cada mil nacidos vivos, así también lo destacó el ministro cubano de relaciones exteriores.

En cuanto al tema de la salud pública en particular, entre las más importantes conquistas cubanas, Rodríguez Parrilla había abundado y ofrecido contundentes cifras el pasado martes 24 durante la reunión de alto nivel de la ONU dedicada a la cobertura universal de salud.

alt

Y es que Cuba, al terminar el pasado año, registró una esperanza de vida de más de 78 años y una tasa de mortalidad infantil de 4 por cada mil nacidos vivos. A ello se añade un nivel inmunitario registrado del 98 %, con la erradicación de 14 enfermedades infecciosas. De las mismas, 9 no constituían problemas de salud y 29 se encontraban controladas.

Para conseguir tales resultados y otros del área de la salud, Cuba se apoya en varios pilares: un único sistema público de salud con carácter gratuito y universal, el Estado como garante de los recursos para los programas de salud, la formación del capital humano necesario para mantener en marcha dichos programas y la cohesión del pueblo en torno a esas políticas a instancia comunitaria.

Así lo explicó el jefe de la diplomacia cubana, quien recordó que en la conquista de esos logros esta nación caribeña no solo ha tenido que enfrentar los retos impuestos por su condición de pequeño país en desarrollo, sino también y sobre todo el bloqueo económico, comercial y financiero que le han impuesto los Estados Unidos por casi 60 años, y que hoy se recrudece.

No puede obviarse tampoco el adverso contexto internacional en que Cuba ha concretado esos y otros resultados en su determinación por continuar avanzando en la consecución de los objetivos para un Desarrollo Sostenible precisados por las Naciones Unidas.

Al referirse a ese contexto, el ministro de exteriores cubano denunció el injusto orden internacional y el sistema capitalista que consideran –dijo- la salud pública como una mercancía y no como un derecho.

En contraste con esa lamentable realidad, Rodríguez Parrilla sentenció durante la presentación de la revista MEDICC que «Para el sistema de salud pública de Cuba, los ciudadanos no son clientes, sino pacientes o individuos sanos cuyo bienestar debe ser protegido y promovido con enfoques de prevención».

alt

Y el sentido humanista de esa atención sanitaria ha rebasado las fronteras de la Isla para alcanzar a un total de 164 país durante los últimos 60 años. Más de 400 000 profesionales cubanos de la salud han brindado sus servicios en diversas latitudes del orbe durante los últimos decenios. En el presente, permanecen en más de 70 países.

«Con una fracción de esos recursos, con un poco menos de codicia y un mínimo de solidaridad, se podrían solucionar los problemas de salud que están condenando a partes importantes de la población mundial.

«Aprender cómo se hace es muy importante. Requerirá creatividad y humildad. Pero lo esencial es movilizar la voluntad moral que puede dar lugar a la acción política», sentenció el canciller cubano.

Visto 864 veces Modificado por última vez en Domingo, 06 Octubre 2019 08:54

Escribir un comentario

Código de seguridad
Refescar