sábado, 14 diciembre 2019, 12:57
Domingo, 15 Septiembre 2019 04:50

EN LA GUAGUA: Paradojas de estos días

Escrito por  Alina M. Lotti / CubaSí
Valora este artículo
(4 votos)

El muchacho iba sentado al final de la guagua, al lado de una ventanilla, más con el cuerpo afuera que adentro.


Con un celular en las manos, «cazaba» cuanta imagen guardaba relación con la difícil situación del transporte urbano que por estos días afronta el país.

A todas luces, eso era lo que perseguía: desacreditar, criticar. Si bien no sonreía, resultaba evidente que lo encontrado a su paso le daba satisfacción. No todos los que viajaban se percataron de su conducta, mas una señora lo observaba con detenimiento.

El joven abandonó el P-10 en la conocida intersección de las calles 100 y 51, en Marianao. Fue entonces cuando ella dejó entrever sus sentimientos.

«¡Mira qué paradojas tiene la vida! Hoy mismo llevé a mi nietecita al Pediátrico Juan Manuel Márquez (ubicado en ese municipio capitalino), al servicio de Oncología, donde cada vez que asistimos mi hija y yo regresamos a la casa agradecidas de la atención de los médicos, las enfermeras, y del cariño que les brindan a los niños con enfermedades de este tipo.
 
«Si yo tuviera un celular y conocimientos —porque en realidad sé muy poco de las nuevas tecnologías—, tomaría decenas de fotografías de este centro, del personal que allí labora, de su profesionalidad y amabilidad, de la risa de los niños, y de la alegría que expresan cuando encuentran a sus doctores o a sus amiguitos del hospital. Y todo a cambio de una frase: Gracias».

Minutos después, la señora abandonó la guagua. Y cuando parecía que el asunto había terminado, un hombre, desde su asiento, parafraseó en alta voz: «El sol tiene manchas; los desagradecidos solo ven las manchas y los agradecidos, la luz».

Visto 1718 veces Modificado por última vez en Viernes, 20 Septiembre 2019 06:11

#ApretaditosPeroLlegamos, #PensarComoPaís, #AquíNoSeRindeNadie: todas las consignas devenidas hashtag en las redes sociales van en serio.

Nunca estuvo vacío. De hecho, tuve que entregarle mi peso al conductor y montarme por la puerta de atrás.

Acomodadora, y no de cine: de un P9 a la hora sabrosa, lo cual merece doble excelente.

Comentarios  

 
#2 Claribel Basulto 28-09-2019 11:08
De siempre ha sido así, unos agradecen, otros critican, los puntos de vistas de las personas son diferentes y cada cual se cree dueño de la verdad. Hay quien ni verdad tiene y vive a merced de la última opinión que oye, o del último montaje que le muestran y con facilidad se lo cree. Yo vivo segura de mi mira: Agradezco a esta Revolución haber nacido en ella, para no tener que compartir las historias de mis padres y abuelos, lastima que no todos los padres y abuelos no les muestren a sus hijos y nietos sus experiencias antes del 59, y más bien los secunden en sus ideas contrarias al proceso y a la verdad cubana, que si bien se carecen de la ostentación, el lujo y el consumismo que nos exportan países desarrollados con las nuevas tecnologías y se sobran los valores necesarios para tener una vida feliz en la tierra que nos vio nacer y nos regalaron nuestros ancestros: No la maldiguemos, cuídemosla para que florezca mejor.
 
 
#1 Taimi Lau 20-09-2019 13:18
Así es los desagradecidos solo ven las manchas
 

Escribir un comentario

Código de seguridad
Refescar