martes, 11 diciembre 2018, 16:31
Martes, 27 Noviembre 2018 11:22

Nachito Herrera, un corazón cubano en Minnesota

Escrito por  Martha Andrés Román / PL
Valora este artículo
(0 votos)

La música y la cultura cubanas tienen un impulsor incansable en el reconocido pianista Ignacio ''Nachito'' Herrera, quien tiende puentes entre su isla natal y el estado norteamericano de Minnesota.



Conversar con el artista radicado en Estados Unidos desde 2001 es percibir continuamente la pasión por el país caribeño y el interés en difundir en esta nación las esencias culturales de la mayor de las Antillas, así como de América Latina en general.


Ese es uno de los motivos detrás del espectáculo Renacimiento Afrolatino que él encabezará el 1 de diciembre en el teatro Ordway, de Saint Paul, la capital de Minnesota, donde subirá al escenario junto a músicos estadounidenses y latinoamericanos.


Como parte de ese evento, el pianista combinará el jazz afrocubano con la danza y la pintura, sobre la base de las raíces de las comunidades afroamericanas y latinoamericanas.


Según el anuncio del espectáculo, a través del uso de colores, sabores y autenticidad, Renacimiento Afrolatino mostrará una vez más 'el poder de la música como el lenguaje universal de la unidad y la paz'.


En entrevista con Prensa Latina, Herrera manifestó que en sus primeros años en Minnesota la música cubana no era tan conocida, pero asegura que, en la actualidad, la gente está muy familiarizada con ella, y se mostró orgulloso del modo en que él y la fundación que lleva su nombre han contribuido a eso.


Rememoró que hace cuatro años presentó en el propio Ordway el concierto titulado A night in Havana (Una noche en La Habana), con el cual hizo un recorrido por diversos estilos, incluyendo la música clásica de compositores como Ernesto Lecuona y Manuel Saumell.


La gente disfrutó muchísimo, sostuvo el artista merecedor de premios como el Grammy y el Emmy, quien añadió que el evento del próximo sábado representa un nuevo reto, al estar dedicado no solo a Cuba, sino a América Latina y a la impronta de los latinos en Estados Unidos.


Herrera lamentó el enfriamiento actual de las relaciones entre este país y la isla antillana, luego de que bajo la administración de Barack Obama (2009-2017) comenzara un proceso de acercamiento y normalización de vínculos.


Pero, además de eso, se mostró preocupado por los nexos de Estados Unidos con América Latina y la imagen que a veces se pretende mostrar de los inmigrantes llegados de la región.


Renacimiento Afrolatino no es acerca de 'Nachito' Herrera o su carrera, es un tributo y un homenaje que quiero hacer a todos los latinos que han llegado tanto a Minnesota como a Estados Unidos a trabajar, a mostrar al pueblo estadounidense que no somos criminales, drogadictos ni violadores, apuntó.


Sus palabras parecen aludir a los polémicos comentarios del presidente norteamericano, Donald Trump, porque en su etapa como candidato republicano se refirió en esos términos a los inmigrantes mexicanos.

Digo que Estados Unidos es un gran país y lo seguiré diciendo, tiene una historia linda y gente preciosa, no podemos catalogar a una nación por el Gobierno que tiene, añadió el pianista.


En el caso específico de su territorio natal, resaltó a Minnesota como uno de los estados que más apoyo da al movimiento para lograr mejores vínculos bilaterales.


Herrera indicó que en una ocasión llevó a la isla a un pequeño grupo de estudiantes de diferentes universidades, junto a tres músicos profesionales, para tocar con la Orquesta Sinfónica Nacional.


Me di a la tarea de que tuvieran la experiencia de vivir como un músico cubano, agregó el artista, quien remarcó la importancia de llevar cada vez más personas a conocer la realidad del Estado caribeño.


Tenemos necesidades, eso no es un secreto para nadie, no podemos ir a un país que ha estado sometido a un bloqueo brutal por más de 50 años y esperar que todo esté felizmente resuelto, agregó Herrera, impulsor de diversos esfuerzos en la lucha contra el cerco impuesto por Washington.


En ese sentido, recordó que en 2017 pudo cumplir otro de sus sueños, ir a la isla con la Orquesta Sinfónica Juvenil de Minnesota, que tuvo presentaciones en La Habana y otras provincias.


Como expresión del deseo de estrechar lazos, en aquellas presentaciones los músicos interpretaron los himnos de Cuba y Estados Unidos, junto con un programa de obras clásicas que incluyó, además, un danzón, el baile nacional del territorio caribeño.


Para mí siempre habrá un momento para continuar esta lucha de alguna manera, para ayudar a la unión de estos dos grandes países y pueblos, resaltó.

Visto 192 veces

Escribir un comentario

Código de seguridad
Refescar