miércoles, 23 enero 2019, 05:29
Jueves, 12 Julio 2012 10:02

Galeano: «Messi es el único jugador que me hace soñar y amar»

Escrito por  DPA

El escritor uruguayo Eduardo Galeano afirmó que el futbolista argentino Lionel Messi es el único jugador que lo «hace soñar y amar» y que lleva el balón «adentro del pie».

 
«Yo soy autor de una teoría sobre él, aunque no tiene base científica. Creo que Messi es como un caso único en la historia de la humanidad, porque es alguien capaz de tener una pelota adentro del pie», aseguró el autor de Las venas abiertas de América Latina.

 

«Siempre se dice que Maradona llevaba la pelota atada, pero Messi la tiene dentro del pie, y eso científicamente es inexplicable, pero ves que lo persiguen 7, 11, 22 rivales para sacarle la pelota y no hay manera», afirmó.


«¿Por qué? Porque la buscan fuera del pie, y está adentro. Ahora ¿cómo puede caber una pelota adentro del pie? Es un fenómeno que no se entiende, pero es la verdad, él lleva la pelota dentro, no fuera», sostuvo.

En una entrevista que publica la revista Garganta poderosa, editada por una cooperativa de vecinos de barrios pobres de Argentina, Galeano reafirmó que «el fútbol sigue siendo la pasión popular más importante del mundo; les guste o no les guste a quienes siguen todavía aferrados a los viejos prejuicios de izquierda y derecha, que han tenido y compartido sobre el fútbol».

«Para la derecha, el fútbol era la prueba de que los pobres piensan con los pies; y para la izquierda, el fútbol tenía la culpa de que el pueblo no pensara. Esa carga de prejuicio hizo que se descalificara una pasión popular», consideró el escritor montevideano.

 
«Lamentablemente eso también pasa en la izquierda, o en una izquierda que todavía no se ha enterado que Stalin murió; esta idea de que el partido o algún intelectual tienen el derecho de decidir cuál alegría es legítima y cuál no».


«Entonces, el fútbol era una alegría ilegítima, porque desviaba al pueblo de sus destinos revolucionarios. Una estupidez total, y los hechos demostraron que no tenía nada que ver con nada. Yo sigo siendo un apasionado del fútbol y a mucha honra», aseveró el escritor, que se definió como un «completo pata de palo» para el deporte.

 
Galeano también se refirió a la destitución del presidente paraguayo Fernando Lugo, a la que consideró «un golpe de Estado mal maquillado porque hasta la propia sentencia se trata de un perfecto mamarracho».

 
«El gobierno castigado intentó, tímidamente, algunos cambios destinados a que su país volviera a ser el más independiente y el más justo, pero eso fue un pecado imperdonable para los dueños del poder», señaló.

 
«Las desestabilizaciones se van incubando con el apoyo de los medios dominantes, que convencen a la población de los riesgos graves, porque el fantasma de la inseguridad resulta su mejor abono», advirtió Galeano.

Modificado por última vez en Martes, 17 Julio 2012 11:24

Comentarios  

 
#1 Roberto Dante 13-07-2012 17:22
roberto dante --
Lanús Argentina, jul 13 2012 --

Leo las declaraciones de Galeano mientras estoy reiterando la visión de un gran gol de Messi - uno de tantos -, y regresan a mi memoria las habilidades de “magos” como Maradona, Pelé, Stevenson, Federer, Ginóbile, y tantos otros que hicieron (y hacen) del deporte un espacio creativo. ARTE y DEPORTE comparten un ámbito que solamente logran los “únicos”. Aquellos que alcanzan la SIMPLICIDAD dentro de la complejidad.
Allí radica LA BELLEZA.
Y no es poco.

Además comparto con Galeano su lectura que “Para la derecha, el fútbol era la prueba de que los pobres piensan con los pies; y para la izquierda, el fútbol tenía la culpa de que el pueblo no pensara".

Retorno a mi adolescencia (estoy hablando de la pasada década de los 60), cuando integraba los cuadros de la Juventud Comunista en mi Argentina y tengo que reconocer (sin negar el valor de esta militancia) que autocensuraba mi pasión futbolera como hincha de Boca Júnior pues, si mis Camaradas de la Universidad de La Plata hubieran conocido esta pasión, inmediatamente, habría sido denunciado ante el Comité Central del Partido para que se me obligara a hacer una “autocrítica”.

Mi experiencia forjada en tantas veredas y asfalto transitados de mi Buenos Aires querido (Perdón, se me escapó un tango) me autoriza a afirmar que hay que desconfiar de la “pureza intelectual”. La razón crítica es valiosa en muchos campos de investigación; pero, no tengo dudas, que es incapaz de abarcar el 2 + 2 = 5 que es el ámbito de la sensibilidad artística y de la pasión.

En este ámbito es donde se alcanza “la simplicidad dentro de la complejidad”.
Allí radica LA BELLEZA.
Y no es poco.
 

Escribir un comentario

Código de seguridad
Refescar