sábado, 17 noviembre 2018, 14:18
Sábado, 08 Septiembre 2018 07:10

Sostenida revuelta en la Casa Blanca

Escrito por  Nicanor León Cotayo
Valora este artículo
(1 Voto)
Funcionarios de la Casa Blanca. Más de uno ha dicho: Yo no fui Funcionarios de la Casa Blanca. Más de uno ha dicho: Yo no fui

Prosigue convulsionando a la Casa Blanca el tema del envío de un articulo anónimo que publicó el pasado miércoles el diario The New York Times.


En el sitio digital 20minutos.es este viernes, la periodista de la agencia noticiosa española, EFE, Lucia Leal reveló que casi veinte colaboradores de Donald Trump negaron ser sus autores.

Todos los integrantes del gabinete y consejeros del mandatario suscribieron comunicados en los que negaban haberlo redactado con la firma de “un alto funcionario del Gobierno estadounidense".

Su texto describía una campaña de “resistencia” al presidente por varios miembros del Ejecutivo.

Trump, quien ya vomitó su ira al respecto, considera el hecho como una “traición” y este jueves guardó silencio.

Solo publicó un tuit donde acusó a lo que tituló “la izquierda” y a los medios de comunicación de haberse "vuelto locos", mientras se preguntó si periodistas del Times se investigarían a sí mismos. "Quién es este escritor de cartas anónimo", añadió.

Sin embargo, la cadena televisiva CNN divulgó que Trump solicitó a cada miembro de su gabinete el texto impreso de sus declaraciones.

El primero en hacerlo fue el vicepresidente, Mike Pence, quien declaró, ante periodistas desde Orlando, Florida, que el jefe de esa columna debía renunciar, algo ya exigido por la vocera de la Casa Blanca, Sarah Huckabee Sanders.

Según CNN, el director nacional de Inteligencia, Dan Coats, y el secretario de Estado, Mike Pompeo, no tardaron en continuar el ejemplo de Pence y algunas horas después más de 20 funcionarios, directamente o a través de sus portavoces habían cumplido con la solicitud del mandatario.

Además lo hicieron los secretarios: de Defensa, James Mattis; Justicia, Jeff Sessions; Seguridad Nacional, Kirstjen Nielsen; Tesoro, Steven Mnuchin; y Comercio, Wilbur Ross; además del asesor económico, Kevin Hassett; su consejero de Seguridad Nacional, John Bolton; y el abogado jefe de la Casa Blanca, Don McGahn.

En la lista hubo una ausencia notable: la del jefe de gabinete de la Casa Blanca, John Kelly, como la de su hija y asesora Ivanka, junto a su esposo Jared Kushner.
Otra figura en pronunciarse fue la primera dama, Melania Trump, quien instó al funcionario anónimo en un comunicado a "defender públicamente sus palabras". Y agregó: “Usted no está protegiendo este país, está saboteándolo con sus acciones cobardes".

La reacción más extrema correspondió a su vocera Sanders quien llegó a publicar en Twitter el teléfono del editorial del diario The New York Times y estimuló a los estadounidenses a llamar para exigir que informen quién lo escribió.

Sanders expresó: "Si quieren saber quién es este cobarde perdedor, llamen al despacho de opinión del “fracasado” New York Times. “Ellos son los únicos cómplices de este acto fraudulento", sentenció.

La periodista Laura Leal señala que, curiosamente algunos colegas de uno de los más importantes rotativos de Estados Unidos, aseguraron haber recibido mensajes de apoyo por la decisión de publicar el antes mencionado artículo.

Visto 957 veces

Escribir un comentario

Código de seguridad
Refescar