sábado, 22 septiembre 2018, 10:39
Viernes, 15 Junio 2018 05:06

Raúl Rojas Pérez: «Yo fui mamá una vez»

Escrito por  Alina M. Lotti/CubaSí
Valora este artículo
(19 votos)

A propósito del Día de los Padres, esta historia echa por tierra la falsa creencia de que madre hay una sola y padre es cualquiera.

Abril Rojas Tejeda vio la luz, con ocho meses, el 13 de mayo del 2010. Cuando el padre entró a la sala del hospital para conocerla, la esposa se la puso entre sus brazos y le dijo: «Toma, esto es tuyo». De ese momento queda constancia en una fotografía (en la portada de CubaSí) que ahora muestra con tremendo orgullo.  

La frase fue quizás premonitoria de lo que vendría en un futuro no muy lejano, pues 60 días después, Raúl Rojas Pérez, trabajador de Etecsa, de la Dirección de Comunicación Institucional, se vio rodeado de pañales, biberones y alimentos para la bebé.

Era simple, la pareja había decidido que fuera él quien asumiera el cuidado de su pequeña niña y, por lo tanto, se acogería a las facilidades que en este sentido brinda el Decreto-Ley No. 234 de 2003 de la Maternidad de las Trabajadoras*.
 

«Teníamos un matrimonio de más de diez años y cuando decidimos que ya íbamos a ser padres, llegó Abril. Fue mi esposa Astrid quien le puso el nombre y estuve de acuerdo porque me gusta mucho el rock and roll y, en particular, Avril Lavigne, una cantante norteamericana que interpreta ese género.

«En aquel momento ya laboraba en la Empresa y tenía menos remuneración que Astrid. Sin dudas, eso fue lo que más influyó para tomar tal determinación; estuvo clarísimo todo el tiempo, lo conversamos varias veces a partir de que ella quedó embarazada.

«Como no soy machista, le dije: “tú ganas más, tienes un trabajo que no puedes perder y yo puedo solicitar la licencia, eso es lo que vamos a hacer”. Todo fue muy fácil».

De esta forma, Raúl cuidó a su pequeña desde los tres y hasta más allá de los doce meses, pues pidió extender la licencia. Hoy Abril tiene ocho años y él cataloga aquellos tiempos como gratos y felices.

«En realidad, para mí ese Decreto-Ley fue la oportunidad de hacer algo que, de otra manera, no hubiera sido posible. Es más, te voy a ser franco: cuando conocí a mi esposa, le dije dos cosas: que no me casaría ni tendría hijos. Ese era mi pensamiento. ¡Y mira las cosas de la vida!, ya llevo casi 20 años de casado y ahí está nuestra niña.

«En ese tiempo yo fui mamá. Muchas veces mi esposa siente que no tuvo esa posibilidad, pues a los tres meses se incorporó al trabajo, ella sabe que le faltó eso. Yo, en cambio, estoy muy agradecido de haber tenido esa niñita entre mis brazos, de hacer las funciones que quizás, por naturaleza propia, le hubiera tocado a ella.

«A partir de esa etapa de mi vida veo a las mujeres de otra manera, me di cuenta de que son seres especiales. A un niño hay que dedicarle todo el tiempo, las 24 horas del día. Abril no era muy tranquila, se despertaba cada tres horas durante la madrugada, pero, a decir verdad, mi esposa también se levantaba. En ese año yo atendí a la niña en todo lo necesario, lo único es que no la bañaba. Astrid lo hacía, con tremenda facilidad, cuando llegaba del trabajo.

«Con Abril lo que más me gustaba era jugar, ver la curiosidad que tenía por los objetos. En esa etapa todo les llama la atención: ven un lápiz, por ejemplo, y no saben si está frío, caliente, tocan las cosas para aprender, se las colocan en la boca. ¡Fueron momentos lindísimos!»

Eres profesional, ¿no te lamentas por haber estado ausente todo ese tiempo de tu trabajo?

«Lo volvería a hacer otra vez. De hecho, hay ocasiones en que extraño ese período que viví. Al comienzo, a los dos o tres primeros días de cuidar a la niña, pensé: “me espera un largo año”. Después deseaba estar junto a ella otro añito más».  

¿Qué dijo primero: mamá o papá?

«Yo le repetía varias veces la palabra mamá, porque quería que eso fuera lo primero que ella dijera; sin embargo, sucedió algo gracioso. En realidad, lo hizo, pero así me nombraba a mí. Entonces yo le decía: “Abril... yo no soy tu mamá”».

En la actualidad, ¿qué le dijeras a un hombre que esté en una situación similar a la que tú viviste?

«Hace poco estuve leyendo en la prensa que desde la aprobación del Decreto-Ley muy pocos hombres se han acogido a este, y de esos conozco a tres, es decir, a dos amigos míos, también de Etecsa y, por supuesto, yo. Considero que es una buena experiencia. Hacia un hijo uno siente un sentimiento indescriptible, por eso ese tiempo de cuidado es muy valioso. Lo otro es que entiendes un poco más a las mujeres y los sacrificios por los que pasan para tener niños. A esos hombres les dijera, además, que no desaprovechen la oportunidad; quien deba hacerlo, que lo haga sin temor alguno, porque va a vivir momentos muy bonitos e inolvidables».

*La normativa contribuye a propiciar la responsabilidad compartida de la madre y el padre en el cuidado y atención de los hijos y la del padre, en particular, en caso de fallecimiento de la madre.



img000010 cubasi

Momentos en que, seguramente, Raúl pensaba: «Me espera un largo año».

img000004 cubasi

¡Nada compara el pecho de un padre para dormir!

 cubasi
Cuando ya la «batalla» de los primeros meses se había vencido.

img000018 cubasi
Astrid, Abril y Raúl: Una familia construida con amor.

IMG 20180608 143813 cubasi
Ellas, en todo momento presentes.

Visto 1786 veces

Comentarios  

 
#22 Yule 30-08-2018 10:55
UNA CORRECCIÓN: AVRIL LAVIGNE ES CANADIENSE. Y ESTA CASADA ACTUALMENTE CON CHAD KRUEGER, VOCAL DE LA BANDA DE ROCK NICKELBACK, IGUALMENTE CANADIENSE.
 
 
#21 gaya 10-08-2018 15:04
Después de los primeros meses de embarazo, es el momento de empezar a planificar la canastilla para el bebé. Actualmente existe un sinnúmero de productos para el cuidado de los bebés por lo que los padres deben poner límites a sus compras para no caer en la tentación de adquirir más de lo necesario.

Especialmente si vives en Cuba dónde en ocasiones es muy difícil encontrar estos productos en el mercado oficial y tienes que recurrir al mercado informal (“mercado negro”) , donde los precios son el doble y a veces hasta el triple de lo que originalmente costaría ese producto. Las donaciones, así como las herencias familiares, también son importantes y muy oportunas, principalmente para aliviar los gastos de los padres.

Lo primero que te sugiero es hacer una lista con todo lo necesario y tratar de ajustarte a ella lo más posible para no caer en tentaciones…per o que no cunda el pánico acá te dejo una lista de lo que no debe faltar:

.../?customize_changeset_uuid= afaa5aae-7b26-4eb4-b9e6-337c90 00f81a&customize_autosaved=on
 
 
#20 raquel gonzalez cabr 10-08-2018 09:38
mi amigo realmente es muy dificil asumir el papel que nos toca por ser madres, pero yo en especial me alegro mucho de que vivieras esa experiencia para que te dieras cuenta lo que pasamos las madres con hijos pequeño, y felicito a astrid por lo estupenda que es y por los años contigo, los quiero mucho, mi superpapa, amigo y sobretodo super jefe (jajaja)
 
 
#19 Iris 22-06-2018 16:23
Que bueno saber que existen personas como usted capaces de entender los trabajos que pasamos las mujeres, tienes una niña preciosa y creeme que un par de lagrimas brotaron de mis ojos, pues no todos los días se leen historias como estas. Felicidades
 
 
#18 Arely 19-06-2018 23:17
Orgullosa de nuestro compañero Raulito!!!
 
 
#17 EMELE 18-06-2018 12:40
sencillamente , no se por que esta historia me saco las lagrimas , mira tu que boberia tan inmensa esa.
 
 
#16 Lisbeth 17-06-2018 14:19
Muchas felicidades a todos los padres en su día. Y a Raúl mi admiración.
 
 
#15 Elsi 17-06-2018 07:20
Luis Martinez,se me han saltado las lagrimas con tu comentario,me quito el sombrero ante Raul,felicidade s a todos los padres que me leen ,pero en especial a ud y Raul.
 
 
#14 Alexis 15-06-2018 15:15
Bueno madres hay una sola, pero padres como Raulito existen, yo soy uno porque mis dos hijos Alexis y Alejandro son las pupilas de mis ojos y la alegria de ser un gran papá para ellos
 
 
#13 Kika&Maty 15-06-2018 13:04
FELICIDADES Raúl en el Día de los Padres, rompiste el mito. Los hombres que son buenos padres, y saben atender a sus hijos con esmero, así como comprender a su esposa, tienen afrodiciaco.... debes ser una persona Especial, Dios te bendiga siempre, me encantó leer tu historia. Cariños para Astrid y Abril, que no te falte nunca el Amor de ambas, se merecen.
 

Escribir un comentario

Código de seguridad
Refescar