lunes, 23 abril 2018, 15:26
Domingo, 11 Febrero 2018 19:37

EEUU acusa a Rusia de dopaje porque "no pueden" ganarle "limpiamente", dice Lavrov

Escrito por  AFP
Valora este artículo
(0 votos)
 El canciller ruso Serguei Lavrov en Moscú, el 6 de febrero de 2018 El canciller ruso Serguei Lavrov en Moscú, el 6 de febrero de 2018
Las acusaciones de dopaje institucionalizado en el deporte ruso están motivadas por el hecho de que Estados Unidos "no puede" ganar "limpiamente", declaró este domingo el ministro de Relaciones Exteriores ruso Serguei Lavrov.

"Creo que es una forma de competencia sin escrúpulos porque el equipo estadounidense, visiblemente, no es capaz de ganarnos limpiamente", dijo el jefe de la diplomacia rusa en una entrevista difundida por el canal Rossiya-1 y publicado por la web de su ministerio.

Con Rusia excluida de los Juegos de Pyeongchang-2018 tras destaparse un sistema generalizado de dopaje bajo el auspicio de las autoridades, Lavrov estimó que Estados Unidos culpabilizó al gigante europeo "para volver y mantener su posición de líder mundial indiscutible del deporte".

"Los competidores deben ser apartados", añadió Lavrov, precisando que para ellos "todos los medios son buenos" en esta "campaña antirusa".

Tras la exclusión de Pyeongchang por parte del Comité Olímpico Internacional por el dopaje ruso, que alcanzó su cima durante los Juegos de Invierno de Sochi-2014, en la ciudad surcoreana participan solo 169 deportistas rusos 'limpios' bajo la bandera olímpica.

Visto 546 veces

Comentarios  

 
#1 pABg0nZ 14-02-2018 10:43
Independienteme nte de que los EE.UU. nos tiene acostumbrados a todos nosotros a ser los malos de la película, esa explicación por la parte rusa me parece bastante oportunista porque tratan de justificar los propios errores. La realidad no es solo blanca y negra, sino que hay varios tonos entre ambos extremos y si bien cualquier atleta se alegra cuando los contrarios son "eliminados" de una forma tan fácil de la competencia, pero el análisis interno debe ser algo más profundo y crítico. Personalmente no acabo de comprender por qué en la prensa cubana siempre tienden a justificar a los pobres atletas rusos que han sido acusados injustamente. Lo cierto es que la televisión alemana tiene un periodista que se ha tomado la tarea de desenmascarar a todos los atletas tramposos y parece que en Rusia se la han puesto bien fácil. A mi juicio la crítica correcta por parte nuestra debería ser preguntar y reclamar el por qué no cazan a más atletas de otros países que seguramente van dopados por las competencias, los de los EE.UU.no son la excepción, pero criticar que se cace a los tramposos me parece una forma indirecta de confesar que los nuestros también se dopan en gran estilo. A mí no me caen bien los chivatos y el mencionado periodista alemán ha asumido ese papel, por otro lado los atletas que no se dopan o que se dopan más inteligentement e, o sea no consumen todos en grupo la misma sustancia seguramente que piensan de otra manera si por esa via logran las medallas retroactivament e. En nuestro país no nos olvidemos de las medallas que Yumisledis Cumbá, Yargeris Savigne y Misleydis González recibieron gracias al descubrimiento de tramposas no importa del país que sean.Si les preguntásemos a nuestras tres atletas qué piensan de las atletas que fueron descalificadas y sancionadas, no ceo que utilicen el apelativo de pobrecitas cuando se refieren a esas atletas rusas o del antiguo campo socialista,pues al fin y al cabo para cada cual la alegría por una medalla de una Olimpiada pesa más que todo pensamiento de posible injusticia.Si los rusos se dopan al estilo de la Antigua RDA y por eso los descubren de quién es la culpa. ¿O vamos a maldecir a la policía por maligna por haber cazado a gente que delinque de una u otra forma? ¿Acaso los periodistas cubanos consideran que eso es otra cosa, que robarles las medallas y la presencia en el acto de premiación a otros atletas, y apropiarse por medio de fraude de contratos y premios no es digno de condena? Vamos que si seguimos apoyando los cuentos rusos voy a tener que pensar que somos el pueblo más masoquista del mundo.
 

Escribir un comentario

Código de seguridad
Refescar