domingo, 24 junio 2018, 14:20
Miércoles, 17 Enero 2018 18:13

Scat, blues, montuno y Bobby Carcassés dan inicio al Jazz Plaza

Escrito por  PL
Valora este artículo
(1 Voto)

Un recital donde Bobby Carcassés mostró la variedad de recursos que le asisten y lo consagran como una de las figuras más notables de la escena musical cubana y universal dejó inaugurado la víspera el 33 Festival Internacional Jazz Plaza.


La velada comenzó muy a su manera, llevando de la mano la improvisación y el scat, dos técnicas abrazadas con las que se siente muy cómodo y le permiten ser consecuente con una de las piedras angulares del jazz: la libertad de creación rompedora de los moldes prohibitivos de otros géneros.

Scatmaninoff dio los primeros compases de la apertura en la Sala Avellaneda del Teatro nacional de Cuba, una obra suya en la que rinde homenaje al notable compositor ruso Serguie Rachmaninoff apoyado en la maestría e ingenio definitorias de su estilo.

Luego siguió el tributo a un grande la música cubana, José Antonio Méndez, de quien tomó prestado Mi mejor canción para una sentida versión a piano en la que se hizo acompañar del saxofonista Yosvany Terry, un músico de una interesante y prolífica carrera.

Carcassés cedió el escenario al Quinteto de Vientos Santa Cecilia, que transportó al auditorio a las coloridas calles de Nueva Orleans, ciudad donde comenzó todo, al interpretar American feeling, del italiano Ilio Volante.

Sin perder el ritmo el Premio Nacional de Música convocó a su agrupación, Afroswing, para terminar de moldear la entrega inaugural del Jazz Plaza con temas de su más reciente producción discográfica, titulada Blues con montuno, en el mercado desde el año pasado acuñada por el sello BisMusic.

Se escucharon así Cubana y sensual y Thelonious Monk-Tuno, un sentido tributo al creador de Round Midnight y Ask me now, composiciones en la que Carcassés brilla como compositor, orquestador y arreglista.

Para el concierto, el veterano jazzista (celebra 80 años en agosto) se apoyó además en las sobradas aptitudes instrumentales del flautista Orlando Valle ‘Maraca' y del trompetista Yasek Manzano; en el saxofón de Yosvani Terry una vez más y en el singular estilo del padre de este, el percusionista Pancho Terry.

Otros que le acompañaron fueron la violinista Tammy López, el pianista Roberto Carcassés, y el baterista Juan Carlos Rojas ‘El Peje', ex integrante de Los Mensajeros Afrocubanos de Chucho Valdés y un músico de probados valores en cualquier escenario.

Caracssés brilló una vez más, la ocasión solo fue un acto de reafirmación de su condición de "extraclase" cuando de jazz y todas sus implicaciones se trata.

Ya la había anunciado, "será un espectáculo integral, variado', dijo, y así fue, su dominio de la escena fue absoluto, y con broche de oro abrió el programa del 33 Festival Jazz Plaza, cita que transcurrirá en La Habana y Santiago de Cuba hasta el 21 de enero.

Visto 244 veces

Escribir un comentario

Código de seguridad
Refescar