domingo, 22 septiembre 2019, 03:45
Martes, 05 Junio 2012 14:12

La guerra de la CIA contra la juventud cubana ( V )

Escrito por  Raúl Antonio Capote
Valora este artículo
(3 votos)

El proyecto de crear una agencia literaria se fraguó en casa de Kelly Keiderling jefa de la oficina de Prensa y Cultura de la SINA, la idea fue tratada varias veces, hasta que en un encuentro en la residencia del jefe de la SINA...



El proyecto de crear una agencia literaria se fraguó en casa de Kelly Keiderling jefa de la oficina de Prensa y Cultura de la SINA en el año 2004, la idea fue tratada varias veces, hasta que en un encuentro en la residencia del jefe de la SINA se tomó la decisión de hacerla realidad.

Primero se llamó Havanabooks, nombre que a Raúl Capote, encargado de dirigir y llevar adelante el proyecto, no le gustaba, sonaba muy yankee, cuestión que le plateó varias veces a Kelly.

La Agencia representaría a autores cubanos residentes en la isla, había que evitar que tuviera matiz político y se insistía mucho en su carácter puramente artístico. La Agencia con apoyo de organizaciones no gubernamentales en los EEUU garantizaría colocar a los escritores cubanos de su agenda, en planos estelares del mercado del libro internacional, la cuestión era separar a los escritores de las instituciones estatales y darles independencia económica para garantizar la “libre creación”.

En el transcurso del 2004 y principios del 2005 el proyecto comenzó a tomar forma, y comenzaron los contactos con la Fundación Panamericana para el Desarrollo que se encargaría de toda la logística, dinero, recursos, relaciones. Así entrraron en contacto con Raúl, primero René Greenwald, un veterano oficial de la CIA y  ya adelantado el proyecto Joseph Stazack y Robert Blakin que se encargarían de los toques finales.

En el 2004 se organizan varias tertulias en casa de Kelly Keiderling, donde no participa ningún miembro de la contrarrevolución, son invitados algunos artistas y miembros del cuerpo diplomático. En esas tertulias Raúl entra en contacto con varias embajadas europeas que se encargarían de promover el trabajo de Havanabooks.

Se organizan talleres sobre diversos temas culturales, se genera la posibilidad de participación virtual de autores cubanos residentes en los EEUU. En realidad esos encuentros van a tener un lado flaco, no asisten escritores cubanos conocidos o con una posición destacada en el mundo literario de la isla. Se invita a académicos, a artistas plásticos, actores, etc, la asistencia siempre es menguada, por lo que finalmente Kelly propone que las tertulias se hagan en alguna casa particular, por que valora que para los cubanos es peligroso asistir a actividades en casas de funcionarios de la SINA. Realmente también se hace difícil conseguir una casa para estas acciones.

En el 2006 se coordina con algunas embajadas preparar actividades con la Agencia Havanabooks, se invita a  músicos, se preparan lecturas, se trata de aglutinar a sectores de la intelectualidad en torno  a la Agencia.

 A Raúl se le orienta trabajar en la creación de grupos de debate, que sean dirigidos por escritores seleccionados de la agencia, que puedan integrarse a grupos ya existentes, de las iglesias, peñas deportivas, brigadas de la FEU, tertulias literarias, donde quiera que un grupo de personas, principalmente jóvenes, se reunieran para tratar cualquier tema, los coordinadores de esos grupos de debate, debían introducir temas de interés seleccionados por los estadounidenses y llegar a liderar con el tiempo esos colectivos.

En julio de ese año 2006, durante una visita de trabajo de Robert Balkin, se acuerda cambiar el nombre a Havanabooks por Agencia Literaria Online., crear una página  www.alo.com para promover a los escritores y vender sus libros en formato electrónico, la página debe convertirse en un espacio interactivo, un sitio para “el debate franco de ideas” “espacio alternativo de debates e intercambio de ideas, un espacio plural de participación y discusión, donde medie el intercambio abierto y franco”.

El diseño de la página se le encarga a un destacado artista plástico, se utiliza una frase de Fidel sobre la importancia de la lectura y una imagen en el banner que semejaba bastante a la usada para promover la Feria Internacional del Libro de la Habana.

Cuando la Polémica Intelectual también conocida por guerrita de los email, a raíz de la aparición en la TV de Luis Pavón, antiguo funcionario del Consejo de Cultura, Jorge Serguera y Armando Quesada, vinculados a una etapa gris donde se cometieron errores e injusticias en el sector intelectual, producto de una visión reductora del socialismo, contraria a la esencia de la Revolución, el gobierno de los EEUU intentó utilizar a la Agencia Literaria para conducir la protesta por causes favorables a su política contra Cuba, intento que fue evitado, pero sobre el que volcaron todos sus recursos.

Estando Michael Parmly como jefe de la Sección de Intereses, bajo su orientación se intentó crear en Cuba un Pen Club de escritores, proyecto que fracasó, al no encontrar buena acogida esa idea entre los escritores de la isla, que rechazaron la idea de agruparse bajo el manto de la SINA. Esta tarea fue encomendada al presidente de la Agencia, ya para ese entonces Raúl había sido reclutado por la CIA, quien logro convencer a sus jefes en Washington de lo improcedente de la idea.

Desde el año 2005 ALO pasa a formar parte de un proyecto mayor la Fundación Génesis para la Libertad, un tanque de pensamiento de la nueva derecha que cumpliría un sinnúmero de misiones una vez derrotada la Revolución, para impedir su relevo generacional, su continuidad histórica e impedir que en Cuba, se pudiera repetir en el futuro un proceso revolucionario, socialista y antiimperialista.

ALO tenía la misión de formar a los cuadros principales de esa Fundación, seleccionados de entre los mejores activistas de ALO, que serían entrenados por personas enviadas de los EEUU, o en los propios EEUU o México.

Contrario a lo que se plantea en su credenciales de presentación, la Agencia de libre tuvo muy poco, en verdad, se pretendió dictar los temas que debían ser escritos, se orientaba seleccionar únicamente los textos que fueran críticos de la realidad cubana, ALO era para todos, pero para todos los que estuvieran dispuesto a alquilar su pluma al imperio.

Continuará…

Visto 3941 veces

Estamos en medio de una guerra de reconquista regida por adversarios que no se detienen ante nada, que usan la mentira desenfadadamente, la calumnia, el engaño.

La CIA trabaja fundamentalmente hacia los jóvenes, intentando penetrar los centros culturales, religiosos, estudiantiles o sociales y los grupos informales.

Un día de junio del 2004 Stanislav Kázecký funcionario de la Embajada Checa, se da cita con el escritor y profesor universitario Raúl Capote  en un lugar de La Habana.

La ayuda “desinteresada” llegaría a través de ONG internacionales que aparentemente no tenían vínculos con el gobierno de los EEUU, en realidad los fondos los proveería la USAID, la FUPAD sería el patrocinador principal.

Escribir un comentario

Código de seguridad
Refescar