jueves, 20 septiembre 2018, 08:31
Domingo, 03 Diciembre 2017 06:58

Quito brilla, canta y baila al compás de Bruno Mars

Escrito por  Prensa Latina
Valora este artículo
(0 votos)


El capitalino Estadio Olímpico Atahualpa vibró al ritmo de las canciones del artista estadounidense Bruno Mars, protagonista de uno de los conciertos más impactantes, realizados en Quito, en años recientes.



Miles de personas colmaron la instalación deportiva desde tempranas horas de la tarde, en un auténtico desafío a la lluvia y la frialdad quiteña, para disfrutar de una de las principales estrellas de la música mundial en la actualidad.

Largas filas rodeaban el Atahualpa, que abrió sus puertas a las 16:00 hora local, la víspera, para permitir el ingreso controlado de los asistentes al espectáculo, que duró hasta casi llegada la medianoche.

Dos controles de seguridad antes de llegar al interior del recinto esperaban a los seguidores de Mars, a fin de garantizar una noche de sano disfrute, en paz.

Para Mateo, estudiante universitario que llegó a Quito procedente de Riobamba con tres amigos, ser parte de ese concierto significaba mucho.

"Estamos esperando este momento desde que supimos que vendría y estoy convencido de que será el mejor espectáculo de todos los tiempos en Ecuador, porque no es solo buena música. Él es un verdadero show man", afirmó a Prensa Latina mientras aguardaba tranquilamente la apertura de las puertas del estadio.

Un buen comienzo, con la banda liderada por Joe Jonas, DNCE, resultó el mejor augurio de lo que vendría después con los fuegos artificiales, despliegue de juegos pirotécnicos, muchas luces y coreografías increíbles, que acompañaron la presentación del cantante, originario de Hawai, quien llegó a Ecuador como parte de su gira The 24K Magic World.

Un verdadero derroche de talento, dinamismo y buena música resumió las más de dos horas de interacción con un público que no dejó de bailar y corear junto al visitante.

Niños con sus padres, grupos de adolescentes acompañados por dos o tres adultos complacientes, jóvenes y mayores de diversas edades coincidieron en una de las mejores noches dedicadas a las Fiestas de Quito, ciudad que cumple 483 años el venidero 6 de diciembre.

Ya lo habían alertado los organizadores del concierto, de la Empresa So High Events, en rueda de prensa previo al espectáculo: "Al Ecuador han venido muy buenos cantantes, buenas bandas, pero el momento en que Bruno Mars nos visita es poco visto. Es como si en los años 1980 hubiesen venido Michael Jackson o Madonna".

Al parecer, tuvieron razón, pues varias personas coincidieron en que la suya sería la mejor actuación de la última década.

Por su parte, el cantante, que complació a sus fanáticos con temas obligatorios como "Finesse", "Runaway Baby" y "Uptown Funk", pareció satisfecho con la acogida y el afecto mostrado por los ecuatorianos.

"Gracias Ecuador por una noche increíble", escribió Mars en su cuenta en la red social Twitter al término del concierto, que sin dudas, será recordado por muchos como una oportunidad única.

Visto 433 veces

Escribir un comentario

Código de seguridad
Refescar