martes, 19 junio 2018, 08:45
Viernes, 13 Octubre 2017 15:48

Restauran escultura El Quijote de América

Escrito por  ACN
Valora este artículo
(3 votos)

El Quijote de América, escultura ubicada en el parque de 23 y J, en el céntrico barrio habanero de El Vedado, es restaurada actualmente.



El Quijote de América, escultura ubicada en el parque de 23 y J, en el céntrico barrio habanero de El Vedado, es restaurada actualmente para asegurar, entre otros, el único punto de contacto con la base sobre la que se erige.
   
Se trata de la tercera reparación a la que se somete, precisó a la ACN el artesano Ricardo Hernández, al frente de los trabajos de restauración de la obra, del escultor cubano Sergio Martínez (1930-1988).
  
Los cascos de Rocinante, dos de los cuales -los de las patas traseras- soportan todo el conjunto, fueron reparados antes de que llegaran los vientos del huracán Irma a La Habana, aclaró el artista, con 43 años de edad y 20 de experiencia.
  
Hernández comentó que la actual rehabilitación forma parte de un proyecto concebido por la Oficina del Historiador de La Habana y la Asociación de Artesanos y Artistas de Cuba, a la cual pertenece.
  
La escultura, realizada con la técnica de alambrón soldado, presenta la figura de un Quijote febril, totalmente desnudo, que blande su espada sobre un caballo encabritado, justo el momento en que jinete y cabalgadura hacen un todo de nervios y venas.
  
Como atavío, el personaje cervantino lleva en la cabeza la bacía que en su delirio Alonso Quijano confundió con el yelmo de Mambrino, en alusión a un ficticio casco de oro puro que hacía invulnerable a su portador.
  
Quince días antes de que el ciclón azotase el país comenzó la reparación, que según Hernández debió terminar ya, pero las lluvias del Irma y las más recientes de octubre dificultan el trabajo, que espera concluir en noviembre.
  
De acuerdo con el artesano, la escultura del ingenioso hidalgo Don Quijote de La Mancha presenta daños debido a la anidación de aves en el interior de su estructura hueca, y para evitarlo colocará rejillas en las posibles entradas.
  
Reiteró que las áreas con mayores afectaciones en la obra, de dos toneladas de peso, corresponden a sitios donde había nidos, lo cual acelera el deterioro, que también que se acentúa con el salitre y la influencia de los elementos.  
  
Los destellos propios de la soldadura hacen voltear a los apurados transeúntes, lo que contrasta con la calma de otros, que se detienen para sacar fotos o para contemplar la emblemática escultura, considerada símbolo de las raíces españolas en Cuba.
  
En la base, la siguiente frase: "Porque somos de España en Lorca, en Machado, en Miguel. Porque España es la última mirada de sol del Pablo nuestro. Porque no hemos nunca medido el tamaño de los molinos de viento, sentimos bajo nuestros talones el costillar de Rocinante".   

Visto 447 veces

Escribir un comentario

Código de seguridad
Refescar