sábado, 22 septiembre 2018, 20:37
Martes, 03 Enero 2017 11:59

Premio Casa de las Américas, nicho de integración literaria

Escrito por  Octavio Borges Pérez/ACN
Valora este artículo
(0 votos)

La historia de la literatura latinoamericana y caribeña del último medio siglo no puede contarse sin mencionar el Premio Literario Casa de las Américas, que en 2017 arriba a su edición 58.

La historia de la literatura latinoamericana y caribeña del último medio siglo no puede contarse sin mencionar el Premio Literario Casa de las Américas, convocado por vez primera en 1959 y que en 2017 arriba a su edición 58.

El más antiguo y prestigioso concurso literario en esta parte del mundo, resultó un catalizador esencial para la difusión de la creación continental, que en la actualidad goza de un reconocimiento universal.

Como jurados o premiados, este certamen ha estrechado vínculos entre los más connotados escritores de la región y, en la práctica, ha constituido una plataforma de difusión y reconocimiento a lo que, en materia de pensamiento, se gesta en la América Nuestra.

Desde que se constituyó Casa de las Américas en 1959 -presidida entonces por la heroína de la Revolución cubana Haydée Santamaría-, la institución devino sede de confluencia para el diálogo entre intelectuales, narradores y poetas de esta parte del planeta.

Las principales categorías de premiación, desde el inicio, quedaron pactadas en los siguientes apartados: poesía, cuento, novela, teatro y ensayo. Posteriormente se añadieron galardones en testimonio, literatura caribeña de expresión inglesa y literatura para niños y jóvenes; literatura caribeña francófona, brasileña, y literatura en lenguas indígenas.

En su seno y con el paso del tiempo se fraguaron otros lauros como los especiales de poesía bajo el nombre José Lezama Lima; el de narrativa José María Arguedas y el de ensayo Ezequiel Martínez Estrada.

El Premio Casa, referencia global para trazar un mapa de la creación regional, ha evidenciado con el transcurso de las décadas su capacidad para ampliarse y renovarse constantemente, con lo cual evita el riesgo de convertirse en una tradición rutinaria.

Su acogida anual prueba que, en medio de otros certámenes continentales, este punto de intercambio y miradas preserva su nivel de convocatoria y mantiene un prestigio internacional que le permite validar y jerarquizar las nuevas obras y perspectivas de América Latina.

Se erige, además, como una fuente esencial para la investigación y el estudio de la literatura autóctona, y como un puente para crear conexiones con instituciones y personas de cualquier parte del orbe.

En su ya próxima edición 58, marcada para la primera quincena del mes actual, confluirán en la Isla importantes intelectuales de Colombia, México, Uruguay, República Dominicana, Honduras, España, Venezuela, Argentina, Brasil y Cuba, para hurgar e indagar en las más nuevas miradas y tendencias del arte de la escritura.

El Premio Literario Casa de las Américas, galardón que reseña los principales puntos de la creación latinoamericana y caribeña, se convierte cada año en una fiesta de las culturas del continente; ocasión para la celebración de conferencias, paneles y conversatorios sobre los temas más diversos, y un estímulo para propiciar la integración de los pueblos de esta área geográfica.

Visto 482 veces

Escribir un comentario

Código de seguridad
Refescar