jueves, 13 diciembre 2018, 22:21
Martes, 04 Octubre 2016 04:45

Huracán Matthew: ¿Quién le tiene miedo al lobo?

Escrito por  Vladia Rubio, CubaSí
Valora este artículo
(5 votos)
Poblador de Cayo Granma, islote de la bahía de Santiago de Cuba, resguarda sus avíos de pesca, por la proximidad del huracán Matthew, el 2 de octubre de 2016. ACN FOTO/ Miguel RUBIERA JÚSTIZ Poblador de Cayo Granma, islote de la bahía de Santiago de Cuba, resguarda sus avíos de pesca, por la proximidad del huracán Matthew, el 2 de octubre de 2016. ACN FOTO/ Miguel RUBIERA JÚSTIZ

Cuando solo faltan horas para que el temible Matthew toque tierra cubana, ¿todos sabemos realmente cuál es el poder del monstruo con el que nos veremos las caras?  

Porque no es lo mismo estar preparado para enfrentar una tormentica “sata”, de esas de vientecitos plantaneros, que para dar el frente a un monstruo de categoría cuatro, de cinco, en la escala Saffir-Simpson.

El nylon de polietileno que se puso sobre los sacos para supuestamente protegerlos, no va a impedir que vuelen por los aires. El traslado de ciertas mercancías bajo un techo de zinc, como pudo verse en una imagen televisiva, no va evitar su destrucción.

Los huracanes de categoría 4, considerados de gran intensidad con sus vientos de entre 209 a 251 Kms por hora pueden causar daños catastróficos a la vegetación y los cultivos. Las edificaciones débiles y pequeñas podría arrasarlas y también causar la pérdida total de techos o afectaciones en los mal asegurados, por no hablar ya de las inundaciones en terrenos bajos y otras calamidades.

Solo pensando en los vientos huracanados, vale imaginar a un auto desplazándose a más de 200 kms por hora para suponer cuánto pueden llevarse por delante esos vientos y cuántos objetos pueden convertir en verdaderos proyectiles: desde tapas de tanques de agua hasta fragmentos de techos de zinc u otros materiales duros.

Téngase en cuenta que entre los cinco huracanes más desastrosos (por el número de muertes) que han afectado a Cuba, según reporta un boletín de la Sociedad de Meteorología de Cuba, dos eran de categoría cuatro: el  Huracán de 1926, que dejó aproximadamente 600 muertes, y el conocido como Huracán de Santa Cruz del Sur, el cual entró el 9 de noviembre de 1932 y dejó tras sí unos 3 500 fallecidos, sobre todo a causa de la marea de tormenta, que arrasó con todo el poblado.

Es obvio que las actuales labores de prevención contra catástrofes nada tienen que ver con las de aquellos años. Hoy, las vidas humanas son lo primero, según se ha reiterado por estos días de tensión y espera.

Pero como el asunto es insistir en el riesgo, mostrar en toda su crudeza al “animal” que nos asecha, no olvido el testimonio que recogí de un campesino quien se arriesgó insensatamente a permanecer durante el paso de Gustav –también de categoría 4-  en su casita en una loma “para cuidarla”. Luego de salvar la vida gracias a la defensa civil, el hombre me contaba que cuando empezó a sentir allá arriba el silbido del viento y a ver por un huequito cómo volaban las cosas, se arrepintió profundamente de su decisión. Me confesó que nunca antes había sentido tanto miedo.

Y otra vez se le volvía a poner la piel de gallina evocando lo vivido a aquel hombrón rudo. El mismo que, como en el juego infantil, entonó una vez aquello de “¿quién le tiene miedo al lobo?”. No le había visto los colmillos a la fiera.

Visto 867 veces

Comentarios  

 
#3 David 04-10-2016 13:07
Francisco la parte del quien le tiene miedo al lobo fue por la anecdota del campesino,, el problema de muchas personas como Francisco es que se creen criticos expertos, y no pueden leer algo y ver que cada palabra tenia el significado que llevaba, toda Cuba está conciente del eminente peligro del huracán, lo que si creo es que es cierto que será algo desastrozo, pero que no olviden los meteorologos la trayectoria del Flora,,, un giro inesperado sin estar precavidos no sera bueno para nadie, y no creo que esten tan listas las provincias centrales. es mi opinión sin animos de ofender, solo ayudar.
 
 
#2 lpf 04-10-2016 10:03
Bueno lo del título cuando lo ví no lo asociaba bien, pero lo que si estoy de acuerdo con el contenido del artículo y el llamado que hace a la reflexión. Pues las imágenes de esto que se avecina y está llegando es grande y para mi muy preocupante. Este tipo de evento arrasa con todo y cuando vi la protección de las mercancías también pensé lo mismo. Esperemos y tengamos fe en que todo salga lo mejor posible y además el resto de las provincias no nos podemos descuidar que un giro que de, nos va a afectar a unas cuantos.
 
 
#1 francisco 04-10-2016 09:00
No me gusta este titulo solo se juega con un fenomeno atmoferico asi que podria dejar muerte y daños economicos de gran magnitud cuando uno no esta afectado o humanamente despojado este titulo ..quien le tiene miedo al lobo esta casi igual que uno que decia hoy pa arriba de lio, que es eso por favor hay otros estilos de redactar, las desgracias son terribles, funestas y lo chavacano y lo comediante en estos casos no procede, ese es mi criterio
 

Escribir un comentario

Código de seguridad
Refescar