martes, 20 noviembre 2018, 10:43
Sábado, 25 Junio 2016 05:51

Puerto Rico y Malvinas, espinas coloniales en corazón latinoamericano

Escrito por 
Valora este artículo
(0 votos)
Puerto Rico y Malvinas, espinas coloniales en corazón latinoamericano Puerto Rico y Malvinas, espinas coloniales en corazón latinoamericano

El Comité Especial de Descolonización de la ONU ratificó esta semana el derecho de Puerto Rico a la autodeterminación y su llamado a que el diálogo ponga fin a la situación colonial de las Islas Malvinas.


En la reanudación de sus sesiones de 2016, el órgano creado en 1961 por la Asamblea General, con el objetivo de impulsar la erradicación del colonialismo en el planeta, volvió a adoptar resoluciones sobre ambos territorios latinoamericanos, sometidos a más de un siglo de dominación extranjera.

Por trigésima quinta ocasión desde 1972, el Comité integrado por 29 países aprobó una iniciativa que defiende la libre determinación y la independencia del pueblo boricua, tras cinco siglos de colonialismo, los últimos 118 años bajo el dominio de Estados Unidos.

Adoptada por consenso el pasado lunes, la resolución presentada por Cuba, con el copatrocinio de Venezuela, Nicaragua, Ecuador, Bolivia, Rusia y Siria, insta a Washington a asumir su responsabilidad y permitir que el pueblo puertorriqueño ejerza plenamente esas prerrogativas, en sintonía con la proclama lanzada en 1960 por la Asamblea General de poner fin al colonialismo en el mundo.

Asimismo, insiste en el carácter latinoamericano y caribeño del pueblo de Puerto Rico, "que tiene su propia e inequívoca identidad nacional", y refleja preocupación por la imposibilidad de la isla de atender sus graves problemas económicos y sociales, como resultado de la falta de soberanía.

El texto pide además a la Asamblea General considerar el tema de una manera abarcadora y a pronunciarse lo antes posible, exige a Estados Unidos la devolución de los territorios ocupados en Vieques y Ceiba, y demanda la libertad de Oscar López Rivera, encerrado en cárceles norteamericanas durante 35 años por la causa independentista.

Decenas de peticionarios intervinieron en la sesión sobre la isla, entre ellos la senadora independentista María de Lourdes Santiago y el gobernador de Puerto Rico, Alejandro García Padilla.

Santiago presentó ante el Comité Especial una propuesta de diálogo entre Estados Unidos y los boricuas defensores de la autodeterminación.

La iniciativa del Partido Independentista Puertorriqueño (PIP) busca que la presidencia del órgano, encomendada este año al embajador venezolano Rafael Ramírez, ejerza sus buenos oficios y propicie el intercambio sobre el estatus de la isla caribeña.

En entrevista con Prensa Latina, la presidenta del Comité de Puerto Rico en Naciones Unidas, Olga Sanabria, celebró la propuesta, por su apego al llamado de la Asamblea de acabar con el colonialismo.

Se trata de un paso muy importante, porque pide a Estados Unidos asumir su responsabilidad, después de 35 resoluciones que le solicitan hacerlo, dijo.

Por su parte, García Padilla requirió la ayuda de la ONU para neutralizar el empeño de Estados Unidos en ignorar el derecho de la isla al autogobierno y en incumplir los argumentos que Washington presentara en la organización hace más de 60 años, entonces con el objetivo de remover a Puerto Rico de la lista de territorios no autónomos.

"Puerto Rico tiene hambre y sed de justicia, y aquí reclamo como gobernador el derecho a la autodeterminación, y la ayuda de la ONU para que se defina nuevamente que es de igualdad y respeto la relación que debe existir entre los dos pueblos", afirmó.

LAS MALVINAS

A diferencia de Puerto Rico, que no está incluido en los 17 territorios que Naciones Unidas sigue considerando sin autogobierno, las Islas Malvinas argentinas sí integran la lista, a partir de la ocupación de las mismas por el Reino Unido desde 1833.

El Comité reiteró la convocatoria a Londres y Buenos Aires a negociar la solución del diferendo, lo cual ha hecho por más de 30 años, sin que la potencia europea escuche el reclamo de diálogo.

Por tanto, en su resolución del pasado jueves, el órgano lamenta que pese al tiempo transcurrido, siga pendiente la disputa de soberanía de los territorios de 12 mil 173 kilómetros cuadrados y dos mil 500 habitantes.

Bolivia, Cuba, Chile, Ecuador, Nicaragua y Venezuela copatrocinaron el documento, similar al aprobado aquí en las últimas décadas.

Ante el Comité Especial de Descolonización de la ONU, la canciller argentina, Susana Malcorra, reiteró la disposición del país sudamericano a conversar con el Reino Unido para resolver el asunto.

Asimismo, instó a Londres a abstenerse de ejecutar actos unilaterales que tensen el panorama.

Visto 945 veces

Escribir un comentario

Código de seguridad
Refescar