lunes, 14 octubre 2019, 06:33
Jueves, 02 Junio 2016 17:31

Liga de Diamante en Roma: Marcas antillanas lejos de lo “eterno”

Escrito por  Redacción CubaSí
Valora este artículo
(1 Voto)
Ayana Dibaba Ayana Dibaba

Otro termómetro para el atletismo cubano en el Memorial Golden Gala Pietro Menea de Roma, Italia, quinta parada de la Liga de Diamante.

Muchos de los que atestiguamos en vivo la competición nos quedamos añorando la realización de registros por parte de nuestros cuatro representantes que frisaran lo “eterno”.


La pertiguista Yarisley Silva volvió a superar los 4.60 metros, esta vez en su intento inicial, para ubicarse en la tercera posición de la lid y acumular otros cuatro puntos en la pugna por la gema. Ahora a la pinareña de 29 años recién cumplidos le antecedieron el dueto griego de Ekaterina Stefanidi y Nikoleta Kiriakopoulou, ambas dueñas de 4.75. De hecho, ambas garrochistas helénicas comparten la sexta plaza del ranking al aire libre, liderado por la estadounidense Sandi Morris (4.83) y en el cual Silva aparece en el escaño 13. Un elemento favorable para la pinareña lo constituyó el hecho de vencer los 4.60 en su primer intento.


En sus dos incursiones oficiales previas Yarisley exhibía los 4.60 del Golden Spike en Ostrava, República Checa, y los 4.50 de Rabat, Marruecos, tercer segmento del Diamante, competición en la que marcha quinta de la clasificación general gracias a ocho unidades, bien distante de la propia Stefanidi, puntera con 24.


Tras Yarisley, el otro resultado aceptable lo protagonizó la joven triplista de 20 abriles, Liadagmis Povea, quien con viento asistido de 2.2 m/s se estiró hasta los 14.33. Povea demostró que sus pinchos tienen potencia ante las mejores exponentes de su modalidad, incluida la fenomenal colombiana y as Caterine Ibargüen (14.78). La cafetera extendió a 34 la cadena de batallas sin probar la derrota, además de afianzarse en la cima sin margen de error con 30 rayas. Por si esto fuera poco exhibe el mejor registro del escalafón (15.04), conseguido en la apertura del circuito en Doha, el pasado 6 de mayo.


Otro que se midió a sprinters mucho más curtidos fue el camagüeyano Roberto Skyers. Tras fijar su tope personal del hectómetro hace unos días en 10.11 segundos como parte del Memorial Barrientos, el agramontino ancló sexto en el doble hectómetro con registro de 20.54. Las palmas se las llevó el estadounidense Ameer Webb (20.04). De Skyers, además de no haber podido rebajar sus 20.40 inscritos como mejor crono en la campaña, señalar que en su carrera después de salir de la curva marchaba en la tercera posición, pero en los últimos 50 metros su potencia disminuyó y otros bólidos le adelantaron.


El accionar de la Mayor de las Antillas lo cerró el vallista corto Yordan OʼFarrill, quien lamentablemente no pudo culminar su prueba al chocar con la sexta valla y sufrir una aparatosa caída.


Orlando Ortega (13.22), nacionalizado español y de origen cubano, dominó el examen, secundado por el francés Pascal Martinot-Lagarde (13.29) y el británico Andrew Pozzi (13.37) en una carrera algo lenta.


OʼFarrill nuevamente queda por debajo de las expectativas en competición es de rigor y tensión. Recordemos que en el Barrientos resultó descalificado por arrancar en falso.


De nuevo al ruedo y en busca de rescatar su pedigrí la balista neozelandesa Valerie Adams hizo sus deberes al reinar con tope de campaña incluido de 19.69.


Robert Urbanek (65.00) sacó la cara por Polonia en el lanzamiento del disco, mientras la jamaicana Janeive Russell desafió la vuelta al óvalo con obstáculos como ninguna otra corredora. Sus 53.96 segundos se convirtieron en crono cimero líder del año.


Sudáfrica vio reinar a tres de sus hijos: Sunette Viljoen (61.95), llevó la jabalina a tierra de nadie; Wayde Van Niekerk venció en los 400m con 44.19 segundos y Caster Semenya hincó las rodillas de todas sus oponentes, al igualar su registro anual de los 800 con 1:56.64 minutos.


Casi hay sorpresa en el hectómetro. Justin Gatlin in extremis 9.93 segundos, venció a su coterráneo Ameer Webb 9.94, pese a que este último se había coronado momentos antes en el doble del trazado.


El adiós tendría traje de largo aliento y nombre etíope de Almaz Ayana. La fondista coqueteó con el récord mundial de los 5000 metros al detener los relojes en 14:12.59 minutos, segunda marca de todos los tiempos y únicamente superada por el 14:11.15 que desde 2008 ostenta Tirunesh Dibaba en calidad de plusmarquista universal absoluta.

Visto 2793 veces

Comentarios  

 
#2 Soy QVA 06-06-2016 12:13
Hay q ser perennes inconformes con los resultados q logren nuestras jovenes figuras, estamos en un año olimpico y si no se esmeran desde el principio pues la cosecha q alcancen en los JO sera muy pobre, considero q tienen q competir mas no solo ahora q se avecina la olimpiada, sino en cada temporada atletica, solo asi podran alcanzar la maestria necesaria para ganar competencias de alto rigor ante rivales sumamente competitivos.
 
 
#1 legolaselfo 03-06-2016 08:04
Si el titulo del articulo es "Liga de Diamante en Roma: Marcas antillanas lejos de lo “eterno” " ¿por qué la imagen es de Ayana y Dibaba?
 

Escribir un comentario

Código de seguridad
Refescar