domingo, 16 diciembre 2018, 12:43
Viernes, 23 Marzo 2012 15:28

Sobre el Padre De las Casas, en el Sábado del Libro

Escrito por  Yuris Nórido
Valora este artículo
(0 votos)

La editorial Ciencias Sociales presentará una selección de obras del célebre religioso en el tradicional Sábado del Libro.

A siglos de su muerte, Fray Bartolomé de las Casas (1484–1566) sigue siendo un símbolo. El religioso dominico, español de nacimiento, hizo de la América “descubierta” la razón de su existencia. Aquí vivió buena parte de su vida, enfrascado en una lucha permanente en pos de los derechos de los aborígenes.

Protector de los indios, está considerado hoy en día uno de los fundadores del derecho internacional moderno y precursor de los derechos humanos.

Abogó por la creación de un marco jurídico que pudiera ser válido para europeos y aborígenes. De las Casas consideró que los indígenas tenían uso de razón, tanto como los antiguos griegos y romanos, y que como criaturas racionales eran seres humanos. Como tales, los indígenas estaban cobijados por el derecho natural y eran titulares de los derechos a la libertad y a nombrar sus autoridades.

En la Brevísima Relación de la Destrucción de las Indias describió las atrocidades a las que fueron sometidos los indígenas de las Américas por los conquistadores españoles. "Otra vez, este mesmo tirano fue a cierto pueblo que se llamaba Cota, y tomó muchos indios he hizo despedazar a los perros quince o veinte señores y principales, y cortó mucha cantidad de manos de mujeres y hombres, y las ató en unas cuerdas, y las puso colgadas de un palo a la luenga, porque viesen los otros indios lo que habían hecho a aquellos, en que habría setenta pares de manos; y cortó muchas narices a mujeres y a niños" —dice en esa obra.

Regresó una y otra vez al Viejo Continente, para tratar de convencer a las autoridades de la injusticia de esclavizar a los indios. Pareciera que aró en el mar, a juzgar por la persistencia de los abusos, pero lo cierto es que en su ministerio. Como obispo de Chiapas, puso en práctica muchas de sus ideas.

Fray Bartolomé de las Casas viajó a Cuba con Pánfilo de Narváez en 1512. Fue aquí donde comenzó a tener conciencia de la gran injusticia de la conquista. De hecho, en 1514 renunció públicamente a los repartimientos de aborígenes que había recibido.

José Martí, héroe de la independencia cubana, reconoció la valentía del religioso. En la revista La Edad de Oro, escribió que De las Casas “sabía religión y leyes, y autores latinos, que era cuanto en su tiempo se aprendía; pero todo lo usaba hábilmente para defender el derecho del hombre a la libertad, y el deber de los gobernantes a respetárselo. Eso era mucho decir, porque por eso quemaban entonces a los hombres”.

La editorial cubana Ciencias Sociales publica ahora en su colección Historia, el volumen El Padre Las Casas y los cubanos, con selección de Ana Cairo y Amauri Gutiérrez, que será presentado en el tradicional Sábado del Libro, en la Plaza de Armas, en La Habana Vieja.


El libro, publicado en ocasión de los quinientos años de la fundación de Baracoa, reúne  fragmentos de las obras del dominico Fray Bartolomé de las Casas junto a ensayos, artículos, poemas, dibujos y esculturas inspirados en su figura. Además incluye una cronología y una bibliografía sobre el Padre Las Casas, que agrupa las obras de escritores y artistas cubanos desde el siglo XVIII hasta el XXI.

Visto 2327 veces

Escribir un comentario

Código de seguridad
Refescar