sábado, 17 noviembre 2018, 09:48
Lunes, 23 Mayo 2016 07:12

ESTRENOS DE CINE: Brooklyn

Escrito por  Diana Castaños, especial para CubaSí
Escena del filme Brooklyn Escena del filme Brooklyn


El pasado, en definitiva, no existe. No es más que la forma con que educadamente y para disfrutar de la nostalgia llamamos al presente.


Brooklyn es una película que trata básicamente de todos los dolores, pequeños y grandes, con los que soportar y hasta dar sentido al amor. No hay más.


La protagonista huye de Irlanda rumbo a una América que, en realidad, no es otra cosa que la íntima necesidad de una promesa. Sobre la novela de Colm Tóibín y con un guión de Nick Hornby, John Crowley compone el paisaje melancólico de una mujer atrapada entre dos mundos, dos hombres y dos estilos de vida.


Decidir. Si tan solo se supiera qué es lo correcto no sería tan difícil hacerlo.


Por un lado, Eilis, la protagonista de Brooklyn tiene su pasado en su país natal, que extraña abrumadoramente. Por el otro, el país que la acoge y le promete un futuro.  


Una película que habla sobre la emigración y con la que la diáspora cubana se identificará totalmente porque tiene amplios puntos de contacto con parte de la historia que ha vivido cierta parte de la población cubana en las últimas décadas.


Saoirse Ronan está sublime. Sin llantos, sin gestos de más, toda la película se mantiene atenta al peligro del melodrama. No se trata de hurgar en las herida de la miseria, ni de componer la épica del héroe que se construye a sí mismo desde la nada.


Al revés, la idea es perseguir las mil diminutas catástrofes que penden de cada de una de las decisiones más sencillas. No hay más tragedia que la de la soledad; ni más desastre que el de la añoranza. Todo placer, para ser de verdad, tiene que doler. Aunque sea un poco.


Basada en una novela de Colm Tóibín, y adaptada al cine por el habitual novelista Nick Hornby, Brooklyn es un retrato amable, lleno de dulzor y amargura, de las peripecias del emigrante.


Lo mejor de la cinta es, sin embargo, cómo la actriz –apenas veinteañera- Ronan expresa, sin mayor aparato que su talento, la enorme complejidad dramática de su personaje. Será un deleite seguir de cerca su carrera.

Modificado por última vez en Martes, 31 Mayo 2016 07:31

Comentarios  

 
#1 ALFREDO GARCIA RUBIO 15-08-2016 13:56
El pasado, en definitiva, no existe. No es más que la forma con que educadamente y para disfrutar de la nostalgia llamamos al presente.
Diana......me dejastes atado a esta frase!!!!!
 

Escribir un comentario

Código de seguridad
Refescar