lunes, 18 noviembre 2019, 09:13
Domingo, 24 Enero 2016 07:50

¿Juegos con El Niño?

Escrito por  Texto y fotos Paquita Armas Fonseca
Valora este artículo
(1 Voto)

Los temblores de Santiago de Cuba (donde la tierra tiembla, pero los hombres lo hacen sólo de pasión, según sus habitantes) me tienen nerviosa desde hace días. Porque  vivimos en una zona que tal vez fue formada por una terrible erupción volcánica, al menos es una de las teorías de la formación de lo que hoy llamamos Caribe.


A los temblores, nada lejanos, ahora se unen los revoleteos de Poseidón que tiene “movidas” a las costas cubanas, especialmente las del norte y para el occidente.

A las 4 y 30 de la tarde de este sábado (23 de enero) bajé por la calle G y llegué hasta nueve. Caminar de ahí para adelante  era empaparme los pies y además ya tenía frio.  Cogí esa avenida a sugerencia de Lourdes de los Santos, preocupada por donde anda el agua  por las Calles Calzada y 4.

Lo cierto es que si en el oriente del país, las personas fueron disciplinadas  y “dormían” en los parques, aunque andan con el  “bichito” del miedo  por dentro (y que no me desmientan los hijos de Santiago) en  el Vedado habanero también se han seguido las reglas: la Dra Nery Gonzalez llenó su sala de refrigeradores y ventiladores de los vecinos de abajo; Milene Galán colmó las  vasijas de agua temprano “por si acaso”, Julio Acanda resguardó su carro para que no se le llenara de fango como hace unos días en el garaje del edificio donde vive  y policías, bomberos y otras autoridades patrullan la “nueva” costa para que nadie intente bañarse en  la Avenida G y  calle Quinta, por ejemplo.

Escribo esto para hablar de los juegos con El niño. Para ese fenómeno meteorológico, especialistas afirman que
“El cambio climático ha creado condiciones sin precedentes para el actual fenómeno de El niño, que tendrá su periodo de mayor intensidad entre octubre y enero, según dijeron hoy expertos de la Organización Meteorológica Mundial (OMM)…Las predicciones del calentamiento de la superficie del mar en las zonas central y oriental del Pacífico tropical apuntan a que El Niño que está en desarrollo probablemente será uno de los cuatro más fuertes desde 1950. Los anteriores más potentes fueron los registrados en los periodos entre 1972/1973, 1982/1983 y 1997/1998… Para sus pronósticos, los científicos toman en cuenta que, en agosto, las temperaturas de la superficie del mar ya estuvieron entre 1,3 y 2 grados centígrados por encima de la media, superando en un grado los umbrales habituales de El Niño. Los modelos utilizados apuntan a que las temperaturas se mantendrán al menos 2 grados por encima de lo normal y que incluso podrían subir algo más…Los efectos de El Niño ya se hacen sentir en algunas regiones del mundo de manera muy variada y serán más patentes en los próximos cuatro a ocho meses, según la OMM, una agencia científica de Naciones Unidas y autoridad en la materia.”

No creo como una buena amiga que los temblores en Santiago se deban al Niño. El viaje al centro de la tierra, es el más  famoso libro de Julio Verne que no se ha llevado a la realidad. Y en ese medio terrícola la lava incandescente sigue viva y trata de salir como ha hecho desde millones de años atrás.

Mientras, este infante diabólico está vinculado más al agua que al fuego. Así ha sucedido por cerca de siete milenios.  Y bueno, por supuesto que si me preocupa el movimiento de lava, tampoco quiero ningún juego con  ese NIÑO.

Visto 1274 veces

Escribir un comentario

Código de seguridad
Refescar