martes, 25 septiembre 2018, 04:47
Miércoles, 16 Diciembre 2015 07:00

Antes de decir adiós al 2015: ¡A comer!

Escrito por  Liz Martínez Vivero/Especial para CubaSí
Valora este artículo
(11 votos)

Cuando se acerca el fin de año acuñaría, sin miedo a caer en absolutismos, que, por lo menos en Cuba, la familia entera se pone en función de la comida del 31.

Nadie escapa a las encomiendas para que todo esté a punto. La yuca con mojo, el arroz congrís, y por supuesto: la carne asada, que ocasionalmente puede ser suplantada por cualquier otra variante, siempre que no falte como protagonista indiscutible el pobre cerdito sacrificado para garantizar nuestro beneplácito de comensales, a la espera de un 2016 con mejores oportunidades para todos.

 

Y pensando, que ahora me ha dado por eso, he recordado letras de algunas canciones relacionadas con comida, si bien no necesariamente con el puerquito nuestro de cada diciembre.

 

Platos musicales

 

Nadie podrá negar entonces que la caldosa también tiene un merecido lugar en la mesa nacional. Un matrimonio tunero fue el responsable del legado inmenso, musicalmente hablando, de una receta del suculento plato que suele servirse, sobre todo, en las fiestas cederistas.

 

Una breve búsqueda en San Google me ha permitido comprobar que en los años 80 del pasado siglo casi no hubo medio de prensa cubano que no contara la historia de «La caldosa de Kike y Marina», cuyo primer capítulo sucedió el 25 de julio de 1979, cuando el profesor de Biología Rogelio Díaz Castillo y otros vecinos del reparto Pena saborearon la inspiración de la canción, ofrecida por José Enrique Pérez Rodríguez y su esposa Luz Marina Zaldívar Calzadilla.

 

Luego vendría el lanzamiento por Inocente Iznaga, el Jilguero de Cienfuegos, quien sin dudas la llevó a planos estelares y eternizó para siempre también las propiedades «milagrosas» de aquel preparado a base de gallina, yuca, plátano, malanga, papa y otras disímiles especias que acabarían con nuestro bolsillo hoy día.

 

Más de 15 intérpretes reconocidos han entonado esta melodía. Una de ellos: la actriz Aurora Basnuevo lo hizo en África y grupos extranjeros también se contagiaron con la pegajosa letra, como fue el caso de The Latin Brothers.

 

Por supuesto, otros también han merecido nuestro reconocimiento. En lo personal, coincido con el periodista Luis Sexto cuando acuñaba que sí comemos comidas prehistóricas. ¿Habrá que comer una tortilla a base de huevo de dinosaurio para que empecemos a creerlo? —se cuestionaba él en una de sus crónicas en primera persona.

 

No hay que llegar a tanto, basta recordar el casabe y, por supuesto, los tamales de nuestros aborígenes, que estoy segura no llegaban ni al tobillo de los que prepara mi señora madre. Y aunque no probé los de Olga la tamalera, me llegan referencias cantadas por la Orquesta Aragón, que entonces tenía el nombre de Orquesta Típica Cienfueguera. Para mi asombro, descubro que ella no vendía su manjar por la calle, ni siquiera de puerta en puerta, como ocurre en todos los rincones de Cuba. No, su categoría la proveía de otras facilidades para la venta. ¡Se los encargaban con anticipación para bodas, cumpleaños y todo tipo de festejos!

 

Según sé, estaban elaborados a partir de harina de maíz tierno; lavaba la amarillenta masa hasta despojarla de la pajusa blanquecina que dejaba la cáscara del maíz al rayarlo en el guayo; la sazonaba a su manera; le agregaba carne molida de cerdo y un toquecito especial de sal y pimienta. Envolvía los tamales habilidosamente, los mecía en hojas del mismo maíz y los ponía a cocinar en agua hirviente. Al final, Olga lograba unos tamales en hojas exquisitos, muy diferentes de los que expendían en las fondas y cantinas a domicilio. Mmm, casi el mismo procedimiento que emplea mi mami.

 

La fama de ella, la de Olga, por supuesto, trascendió hasta Cienfuegos y La Habana, aunque era natural de Cruces.
 
Así como esta pequeña demarcación de la Perla del Sur, también Catalina de Güines fue lanzada a planos internacionales por el Septeto Nacional de Ignacio Piñeiro. Una canción en honor a las butifarras del Congo se encargaría de los honores. ¿Quién se lo hubiera dicho al autor culinario? Porque el Congo había nacido esclavo, y en libertad se dedicó a contagiar con su receta a ilustres personalidades que se llegaron hacia ese rincón de la Carretera Central para seguir al pie de la letra el consejo de un estribillo. ¡Échale salsita!— cantó el Septeto, y no pudieron hacer menos ilustres personalidades como Esther Borja, Ñico Membiela, Bola de Nieve y Fidel, seducidos por los encantos al paladar de aquellas butifarras de ensueño.

 

Y así, en su afán de eternizarlo todo, la música nos dejó en la memoria tres platos representativos de nuestra cultura culinaria. Desde el balcón del Oriente cubano, con la caldosa de Kike y Marina, ¡qué bien se camina! En el centro del país, a Cienfuegos, específicamente a Cruces, toca el privilegio de determinar si pican o no los tamalitos que vende Olga, y en Catalina de Güines, actual provincia de Mayabeque, la invitación es a zambullir las butifarras en la suculenta salsita.

Visto 13118 veces Modificado por última vez en Lunes, 28 Diciembre 2015 08:44

Comentarios  

 
#12 ANA 21-12-2015 12:09
PREFIERO COMER LO QUE ME APETESCA Y NO SEGUIR TRADICIONES, PARA DESPUES COMENZAR UN NUEVO AÑO PASANDO HAMBRE, SINCERAMENTE EL NIVEL DE VIDA DE TODOS NO SON LOS MISMOS, HAY QUIENES SE REUNEN QUE EN UN APTO. SON 150 SIN MENTIRLES PERO ESOS PUEDEN HACERLO YA QUE TIENEN UNA ECONOMIA BIEN SUSTENTABLE Y JAMAZ HAN TENIDO QUE ACOSTARSE SIN COMER COMO DICE NUESTRO SEÑOR CADA HERMANO/A CON LO SUYO, POR TANTO YO PIDO SALUD PARA TODOS EN ESPECIAL MI FAMILIA Y COMO LO QUE SEA, PORQUE SI SE DIERAN CUENTA QUE 31, 25, 2DO DOMINGO DE Mayo, 3ER DOMINGO DE JUNIO ES TODOS LOS DIAS, SOLO DEBEMOS VIVIR CADA CUAL HA SU FORMA Y SIN MALTRATOS.
DIOS LES DE SALUD Y SE ACABEN TODOS LAS DESAVENENCIAS.
BENDICIONES.
 
 
#11 YASBEL 17-12-2015 14:57
Bueno, que cada familia la pase lo mejor que pueda, que es verdad que como buen cubano nos gusta esperar el nuevo año con nuestro pedasito de puerco pero hoy por hoy aunque sea con una ensalada de papa y huevo, si toda la familia esta reunida y con buena salud, no se puede exigir mas de la cuenta. Mucha felicidades para todas las familias cubanas., mua.
 
 
#10 yoyo 17-12-2015 11:25
Es cierto que los cubanos, aunque sea ante las más dificiles circunstancias se las arreglan para su cena de fin de año. Le aclaro a ismael que la tradicion de la noche buena no es cubana, es de la iglesia católica para conmemorar la leyenda del nacimiento de Jesucristo.
 
 
#9 ismael 17-12-2015 01:10
Saludos.
No podemos olvidar que existe una tradición cubana que es la NocheBuena.
Así como el 25 es la Navidad.
Ya lo del 31 es la fiesta de Fin del 2015 y la llegada del 2016.
Bendiciones
Ismael
 
 
#8 yk 16-12-2015 16:14
De acuerdo con Sachiel, el que más y el que menos se las ingenia para hacer ese día una comidita elegante, pero, bueno no hay que exagerar, sabemos que la cosa está dura, pero si miras en las calles, no hay personas "desnutridas" y si son las nenas, hay algunas por ahí con "unos maleteros", que hay que quitarse el sombrero, ejemplo de que tienen alimento. Bueno es jarana, pero es verdad que la familia cubana, hace su esfuercito y el 24 y 31, hace su cosita. Esa es la generalidad, porque hay otros "bastante" que a cada rato la hacen. Bueno Felicidades para todos.
 
 
#7 layda 16-12-2015 15:47
eso es como un buen recuerdo de mi niñez y ya tengo 3ta y tantos y es una esperanza para mi hija de 11 años.
 
 
#6 cubana 16-12-2015 15:36
Bueno como bien dicen en algunos comentarios creo que pocos cubanos no van apoder disfrutar de este fin de año a gusto con sus familiares y amistades, aspirante a los precios que le tienen a los alimentos en el agro y no solo en el agro en todos los sentidos. Creo que el plato este año le va ha extrañar mucho a sus verduras o ensaladas etc jajjaja
 
 
#5 pepe 16-12-2015 15:21
es lamentable q al festivo comentario de la periodista no lo acompañe un analisis objetivo de los problemas del abastecimiento, los precios de esos comestibles para estas fechas y el sacrificio q implica para el trabajador en cuba garantizar esa comida (y otras)...
 
 
#4 oslaida 16-12-2015 14:42
Yo no creo que estas escenas sean un recuerdo en la familia cubana. La realidad es que el cubano se las ingenia para ese día si no tiene el puerquito, echa manos al guanajito (que es más caro), y el que más y el que menos trata de pasarlo lo mejor posible, porque hizo sus ahorros para ello o porque se fue a "pegar la gorra" a otro.
 
 
#3 Digo.... 16-12-2015 13:05
Bueno yo creo que con lo pobre y mal abastecido que están los agros y los mercados y los precios que cada día aumentan mas y nadie los para, no será posible que todos podamos disfrutar de una cena discreta como estamos acostumbrados y pienso sachiel que no hay que discutir eso que es la realidad diaria….
 

Escribir un comentario

Código de seguridad
Refescar