miércoles, 18 julio 2018, 00:59
Martes, 13 Octubre 2015 16:19

Hambre sigue siendo un problema grave en 52 países

Escrito por  Prensa Latina
Valora este artículo
(0 votos)

La hambruna sigue siendo hoy un problema grave en 52 de 117 países estudiados, algo que el Índice Mundial del Hambre no puede ni quiere ocultar, afirmaron especialistas de importantes entidades internacionales.


Ese indicador y un mapa mundial del hambre fueron publicados por la organización no gubernamental alemana Deutsche Welthungerhilfe (Ayuda contra el Hambre Mundial), el Instituto Internacional para la Investigación de las Políticas de Alimentación y Desarrollo y la organización caritativa irlandesa Concern Worldwide.



http://i1.mdzol.com/files/image/633/633208/561c3320ad9b2_565_319!.png?s=ca8dbcfaa3df5159d2939468d87b1f3a&d=1444767004

Dicho gráfico, que ilustra la distribución global de los índices de hambre y los datos que respaldan esa información, son presentados anualmente desde 10 años y en esta ocasión enfatizaron en la situación de Libia, Siria, la República Democrática del Congo, Sudán, Sudán del Sur y otros países marcados por conflicto bélicos.

Tales Estados aparecen de color gris en el mapa por la crisis que atraviesan con la huida de millones de personas para escapar de la guerra y de otras formas de violencia, y en donde es imposible obtener estadísticas fiables sobre el grado de miseria y desnutrición de sus habitantes.

Ambos documentos señalan que las guerras de hoy, en el sentido clásico de la palabra, generen menos víctimas mortales que las de antaño, pero estas tienden a difuminar las diferencias entre los actores militares y civiles de los enfrentamientos, tal como afirma Andrea Sonntag, experta en políticas alimentarias de la organización Deutsche Welthungerhilfe.

Agrega la experta que la escasez de alimentos básicos registrada en los países no industrializados descendió en un 27 por ciento entre los años 2000 y 2015, al tiempo que la severidad de la carestía se redujo en un 50 por ciento o más en 17 países.

Otro de los autores, Roman Herre, miembro de la sección alemana de FIAN, una organización internacional concentrada en la defensa de la alimentación como derecho humano, considera que no se deben perder de vista los números absolutos.

Al respecto, señala que en dos décadas apenas se redujo la cantidad de personas que pasan hambre en el mundo de mil millones a alrededor de 800 millones.

En su opinión al plantear la existencia de 800 millones de personas con hambre se alude a quienes no pueden comer todos los días, pero se deja afuera a quienes padecen desnutrición y a los que sólo pasan hambre durante un trimestre del año.

Según Herre, la noción de que hay dos mil millones de personas desnutridas en el mundo es mucho más cercana a la idea de hambre que tiene en mente el ciudadano promedio de un país industrializado o en vías de industrialización.

Visto 1305 veces

Escribir un comentario

Código de seguridad
Refescar