lunes, 24 septiembre 2018, 06:12
Jueves, 16 Febrero 2012 18:23

Una respuesta a El Nuevo Herald

Escrito por  Nicanor León Cotayo
Valora este artículo
(3 votos)

Un periódico amorosamente asociado con lo peor de la comunidad cubana asentada en Miami acaba de lanzar otro de sus permanentes ataques contra Cuba.

 

Un periódico amorosamente asociado con lo peor de la comunidad cubana asentada en Miami, El Nuevo Herald, acaba de lanzar otro de sus permanentes ataques contra Cuba.

Lo hizo a través de uno de sus columnistas, el señor Andrés Oppenheimer, quien abordó el tema hablando sobre la próxima llamada Cumbre de las Américas, que tendrá lugar el 14 de abril en Cartagena, Colombia.

Andrés confiesa que al viajar la semana pasada a ese país observó que “el tono prevaleciente en la prensa colombiana es que Estados Unidos una vez más está castigando a la pequeña isla caribeña por su política exterior independiente”.

Tan aplastante verdad tiene que haber resonado en la mente de Oppenheimer, uno de los periodistas al servicio de Washington, como algo mucho peor que tomarse una Coca Cola hirviente.

Sin embargo, él dice favorecer la presencia de Cuba en la Cumbre de Colombia, no con sentido positivo sino para tratar de colocar a sus representantes en una situación difícil.

Para eso propone a su gobierno estadounidense que utilice el mencionado foro, si por fin asistieran representantes de La Habana, para hacerles varias preguntas que él valora “incómodas”.

Las arma a partir de la Cuba que la poderosa maquinaria propagandística de Washington ha difundido a lo largo de medio siglo para engañar o confundir a los ingenuos o mal informados.

Pero también a este columnista y su periódico El Nuevo Herald se le podrían formular varias preguntas, con la esperanza de que tengan el valor necesario para contestarlas.

Datos irrefutables demostraron que periodistas de esa publicación recibieron miles de dólares para desfigurar la imagen de los cinco cubanos que se infiltraron en grupos terroristas de Miami para evitar sus fechorías. ¿Qué opinan?

En el proyecto de presupuesto oficial que acaba de ser dado a conocer, y que cubre hasta el 2013, entre otros asuntos la Casa Blanca le disminuye dinero a la OEA y le vuelven a asignar 3 000 millones de dólares al régimen guerrerista de Israel. ¿Qué les parece?

La inmensa mayoría de los países latinoamericanos apoyan el reclamo de soberanía de Argentina sobre las Islas Malvinas, que a miles de kilómetros de distancia ocupan los gobernantes de  Gran Bretaña.
¿Podemos esperar que El Nuevo Herald se una a tal posición regional?

En la cárcel montada por el Pentágono en su impuesta base naval de Guantánamo, Cuba, han sido cometidas atroces torturas a prisioneros, algo denunciado hasta por figuras de gobiernos aliados a la Casa Blanca. ¿Por qué el silencio cómplice del Herald?

Ha sonado fuerte el movimiento Ocupemos Wall Street, como parte del desbordamiento de los “indignados” en Nueva York y otras ciudades de Estados Unidos. ¿Con quién están el Herald y sus hombres?

En la ciudad donde se edita el Herald radican numerosos grupos ultraderechistas de origen cubano que le han propiciado a Washington amargas derrotas diplomáticas, como las 20 sufridas en la ONU por el tema del bloqueo tan impulsado por ellos. ¿Aprueba El Herald tal saldo o lo desaprueba?

Luis Posada Carriles representa lo peor entre lo peor del terrorismo de este continente, pero ha recibido hasta homenajes en Miami. El Herald no ha escrito ni una línea en su contra. ¿puede hacerlo?

Faltarían más cuestionamientos, pero, por ahora, son suficientes, gracias a la idea que me proporcionó un colega de esa ilustre publicación estadounidense.

Visto 3530 veces

Comentarios  

 
#2 Gilbwrto Medina 18-02-2012 09:02
Este periodicucho solo esta diseñado para desinformación pero cada día tiene menos lectores ya ni regalado la gente le interesa mirarlo solo unos cuantos desinformados lo miran , pero la verdad de cuba sienpre sale a la luz
 
 
#1 PR_uno 16-02-2012 19:12
El Nuevo Herald no responde a preguntas de datos factuales. Eso seria en contra de su politica de extrema derecha.
 

Escribir un comentario

Código de seguridad
Refescar