viernes, 21 septiembre 2018, 04:16
Sábado, 06 Junio 2015 06:30

¿Belleza al costo de la vida?

Escrito por  Vladia Rubio / CubaSí

 

Casi siempre es motivo de comentario, fuera y dentro de la Isla, cuando alguien, sobre todo si es una personalidad pública, decide modificar volúmenes de su cuerpo o rostro.

Pero usualmente las opiniones van sobre si le quedó bien o mal el nuevo trasero, o si esos labios tan abultados más parecen fruto de una intoxicación que de intervenciones estéticas.

Sin embargo, el asunto camina mucho más lejos, y tanto, que la reunión del Parlamento Latinoamericano (Parlatino), que sesiona hoy viernes y mañana, en La Habana, incluye este tema, a causas de los nocivos efectos a la salud, e incluso muertes, que le acompañan.

Con sede en el capitalino Hotel Nacional, trabajan dos comisiones del Parlatino: Salud y Equidad de Género, y Niñez y Juventud, según anunció la Asamblea Nacional del Poder Popular.

En la primera, los parlamentarios, serán actualizados, entre otros tópicos, sobre la epidemia del ébola y la ayuda cubana en el enfrentamiento a ese virus en África Occidental. La agenda incluye un reconocimiento a esta humanitaria labor.

Será en esa comisión donde también informarán acerca del estado actual de las leyes y el Proyecto de Ley Marco por la que se regula, controla y fiscaliza el uso y aplicaciones de sustancias de rellenos en tratamientos con fines estéticos en América Latina y El Caribe.

El 5 de septiembre del pasado año se aprobó, también en reunión del Parlatino realizada en La Habana, la Ley Marco sobre las sustancias de relleno. Se trata de los llamados biopolímeros, productos que mediante inyección u otra vía buscan modificar algunas partes del cuerpo con fines de estética. Es decir, para corregir arrugas, pliegues y otras imperfecciones de la piel, para aumentar pómulos, labios, glúteos o para corregir o realzar otras zonas corporales.

En esa oportunidad, el presidente de la comisión de salud, Francisco García aseguró: “La presente ley tiene por objeto proteger la vida, la integridad física y psicológica de las personas en Latinoamérica y el Caribe”.

“Con esta ley, agregó, se van a preparar permanentemente campañas de educación, difusión en los medios de comunicación social, sobre el riesgo de los tratamientos estéticos y sustancias de relleno en colegios, universidades y lugares públicos”.

En aquel momento, la Fundación No a los Biopolímeros registraba unos 800 casos documentados de personas afectadas por estas sustancias de relleno, y las estadísticas han seguido creciendo. Algunas fuentes indican que en España y América Latina los biopolímeros han causado daños a más de un millón de personas.

Ocurre además que el número de pacientes que se somete a este tipo de tratamientos por personal no capacitado y en lugares no autorizados aumenta a pesar de los esfuerzos institucionales por impedir estos también llamados implantes tisulares o de células expandibles. Su prohibición estriba en que son sustancias de orígenes tan diversos como el petróleo; los hay asimismo de origen vegetal o sintético.

Por lo regular, una parte de las empleadas en la región resultan de dudoso origen e ilegales. En muchos casos se trata de silicona líquida asociada a polimetilmetacrilato, aunque llevan diversos nombres para enmascararla. Incluso, la venden como ácido hialurónico, aunque no existe una real correspondencia entre ambos.

Pueden causar desde deformaciones leves como enrojecimiento, edema, dolor, alergias, fibrosis y cambios en la textura de la piel, hasta la muerte. Entre los peligros está el que migren del lugar donde fueron infiltradas a otras zonas del cuerpo, originando complicaciones a distancia. Por ejemplo, si al aplicarlas se pincha por error una arteria o vena y el biopolímero pasa al torrente sanguíneo, pudiera taponear las arterias renales provocando insuficiencia renal con desastrosos desenlaces.

Ante estos daños crecientes, la comunidad científica engloba dichos perjuicios bajo el término de Alogenosis iatrogénica.

“Estos productos a base de silicón también pueden haber llegado a Cuba, donde la moda de los rellenos estéticos gana adeptas y adeptos”, apuntaba el diario Juventud Rebelde en el año 2012. ¿Se conoce cómo han ido las cosas con las cubanas y cubanos que apelaron a esos rellenos?

Modificado por última vez en Martes, 23 Junio 2015 17:01

Comentarios  

 
#5 carmen 10-06-2015 11:42
si es asi en realidad de que ocacionara la muerte o quien sabe si queden las personas que corren ese riesgo con alguna complicacion en ese momento, o peor con cancer; por eso pienso que lo mejor sera evitarlo lo mas posible en el mundo entero y principalmente en nuestro pais
 
 
#4 Guajira Guantanamera 09-06-2015 13:17
miren el caso del Ken humano, el modelo brasileño. de más está argumentar
 
 
#3 r@f@ 09-06-2015 13:08
para mi no hay nada como lo de uno
 
 
#2 maidelys cabrera 08-06-2015 16:49
te cobran una barbaridad, cuando menos 50.00cuc, más las ¨atenciones¨ que se le han de dar para que se ¨esmeren¨, y eso nadie lo ve
 
 
#1 lila 07-06-2015 06:21
lo ponen los cirujanos estéticos cubanos, en sus casas, como negocio, y no pasa nada.
 

Escribir un comentario

Código de seguridad
Refescar