sábado, 16 febrero 2019, 14:59
Miércoles, 01 Febrero 2012 21:10

Mitt Romney: Odio a Cuba y desprecio a los pobres

Escrito por  Por Nicanor León Cotayo
Valora este artículo
(10 votos)

Un multimillonario que aspira a la candidatura presidencial del Partido Republicano de Estados Unidos, Mitt Romney, acaba de manifestar públicamente su total indiferencia hacia los más pobres.

 

Un multimillonario que aspira a la candidatura presidencial del Partido Republicano de Estados Unidos, Mitt Romney, acaba de manifestar públicamente su total indiferencia hacia los más pobres.

Lo hizo durante una entrevista divulgada este miércoles por la emisora televisiva CNN, luego de triunfar un día antes en las elecciones internas de su partido en la Florida.

“Me preocupan los norteamericanos”, “no me preocupan quienes son muy pobres”, y después, como para aliviar un tanto semejante pensamiento, agregó con cinismo: “ya tenemos una red de seguridad para ellos”.

Enseguida también dijo que tampoco le preocupan los muy ricos, porque a estos les estaba yendo muy bien.

Aún cuando Romney trató de remendar los efectos de estas afirmaciones, propias del clásico elefante en una cristalería, no pudo evitar la indignación de muchos estadounidenses.

¿Por qué el olímpico y público desprecio de este acaudalado ex gobernador de Massachussets por la gente más pobre de su país?

Debido a que ello representa la verdadera entraña de su pensamiento humano y político, ideas con las que aspira llegar a la Casa Blanca en nombre de la libertad y los derechos humanos.

Pero, además, porque tiene una fortuna estimada en unos 250 millones de dólares, según la revista norteamericana Forbes lograda en la compañía Bain Capital, fundada en 1984.

El periódico The Washington Post caracterizó el trabajo de Romney en esa firma como alguien que dejó sin empleo allí a miles de trabajadores.
 
Después que perdió las recientes elecciones primarias en Carolina del Sur anunció que daría a conocer datos respecto a su abultado mundo financiero.

El pasado año, dijo, pagó una tasa de impuesto ascendente al 15 por ciento, mientras el ciudadano promedio paga un 35, hecho que le convierte en un rico que paga escasos impuestos.

Según reveló la cadena televisiva estadounidense ABC, Romney y su esposa Ann poseen 8 millones de dólares en 12 cuentas abiertas en las Islas Caiman y que podrían tener otras inversiones que aumentarían esa cifra a 25 millones.

Ese tipo de maquinación por lo general se realiza para disminuir o burlar las contribuciones por concepto de impuestos.

Hace poco durante su gira por Miami y el resto de la Florida en busca de votos para las elecciones primarias, Romney atacó groseramente a Cuba y en particular a Fidel Castro.

Presentó una vez más a la primera como una suerte de pequeño Infierno sobre la Tierra, y agregó que si en algún momento le notifican el fallecimiento de Fidel, lo festejará.

Romney hace recordar un famoso pasaje achacado al cacique Hatuey poco antes de ser llevado a la hoguera por colonialistas españoles que siglos atrás ocupaban Cuba y destrozaban a su población autóctona.

Según cuentan, Hatuey llegó a decir que si para ir al cielo de aquellos españoles –como le proponían- debía ser como ellos,   entonces prefería ser quemado.

Ahora, si a Cuba le exigen para ir al cielo de Romney convertirse en algo similar a él y los suyos, entonces prefiere seguir siendo excomulgada por estos. 

Visto 10743 veces

Al hablar desde Tampa en el primer debate de sus elecciones internas en la Florida, con calculada intención Romney llegó a decir que festejaría una noticia sobre la eventual muerte de Fidel Castro.

Los representantes Ileana Ros-Lehtinen y Mario Díaz-Balart, así como su hermano, el exlegislador Lincoln Diaz-Balart, dieron un espaldarazo al exgobernador de Massachussets.

Escribir un comentario

Código de seguridad
Refescar