lunes, 25 junio 2018, 02:20
Jueves, 29 Enero 2015 20:46

EN FOTOS: La flor que tiene sabor a ajo

Escrito por  AIN
Valora este artículo
(5 votos)

Ajo Sacha (Mansoa alliacea Lam). Arbusto de la Amazonía, tiene una larga tradición de uso con fines medicinales. Los nativos amazónicos utilizan sus hojas maceradas en aguardiente para calmar diversos dolores.

El ajo sacha es un arbusto que crece de 2 a 3 metros. Hojas oblongas acuminadas de 20 cm de largo, el fruto tiene forma capsular de superficie lisa. Tiene un olor característico al ajo.

Este arbusto se encuentra presente en la amazonia peruana, sus usos por tradición son principalmente medicinales. Posee un olor similar al ajo. Es considerado como un arbusto trepador.

Su habitad se encuentra en las zonas tropicales con suelos arenosos o arcillosos con abundante materia orgánica, son resistentes a las inundaciones.

AIN FOTO/Yaciel PEÑA DE LA PEÑA


florajo1



floajo2



floajo5




alt



alt




alt




alt

Visto 5345 veces

Comentarios  

 
#6 Naite Plasencia 31-01-2015 20:30
Ballisima la puse de fondo de pantalla en mi maquina...Salud os Daniel.
 
 
#5 irving 31-01-2015 15:13
servirán para cocinar? hoy mismo tuve que hacer el picadillo de soya sin ajo, es que están a 5.00$ las cabezas
 
 
#4 edita 30-01-2015 16:35
que lastima no dicen para que enfermedad se puede usar
 
 
#3 guarina 30-01-2015 15:31
Yo tuve esa trepadora en mi jardin, me gustaba mucho, recuerdo que mi vecina me dijo un dia que tenia mal olor, cosa que yo no compartía, pero nunca le senti olor a ajo. Tengo vecinos que la tienen en su jardin, siempre me gusto mucho.
 
 
#2 luis pascual 30-01-2015 10:28
Buenos dias, a proposito de la bella flor que huele a ajo, es muy comun encontrarla en los jardines, por aca por Moron, Ciego de Avila y tambien en otros municipios.
Gracias al fotografo que logro muy buenas fotos, es una lastima que con tan buenas imagenes, no las tomen para las postales de fechas alegoricas.
 
 
#1 hilda 29-01-2015 23:05
Faltó decir, que tambien la podemos encontrar en nuestro país. La descubrí, hace cerca de 20 años atrás, cuando un poco atrasada para llevar a mi hija a sus clases de ballet, había olvidado las flores para su profesora, y tomé de un jardín las pequeñas campanitas y se las entregué a mi hija, que como todo niño, se las llevó a la nariz, para olerlas y al momento se puso a llorar porque no llevaría esas flores tan feas a su maestra. Yo sin saber el motivo de su reacción, solo hablaba del bello color que tenían, mientrás apuraba más el paso para no llegar retrasada. Hasta que me hizo oler la s flores, y quedé completamente asombrada. Al final del camino logré obtener una rosa gracias a otra vecina, pero la historia quedó marcada en el recuerdo de mi hija, que a pesar de que al final estudió Teatro y no ballet, por momentos recuerda el día en que le dí flores con olor a ajo, para llevarle a la profe. Solo una historia para compartir con el foro, a propósito de la bella flor que huele a ajo.
 

Escribir un comentario

Código de seguridad
Refescar