jueves, 21 junio 2018, 12:11
Martes, 23 Septiembre 2014 16:11

Restauran nueva sede del Parlamento cubano

Escrito por  AIN
Valora este artículo
(4 votos)

Las obras de restauración del área Norte del Capitolio Nacional son las más completas emprendidas por la Oficina del Historiador de la Ciudad, anunció hoy en esta capital Marilyn Mederos Pérez, proyectista general, y servirán para acoger nuevamente la sede del Parlamento cubano.


   La zona está priorizada con vistas a que retome su uso original como asiento del máximo órgano de gobierno, y otros espacios mantendrán los servicios al público, entre ellos, el Salón de los Pasos Perdidos y la biblioteca, porque la condición de Patrimonio Nacional es para disfrute del pueblo, comentó también a la AIN la especialista.

   Una restauración semejante, la mayor del inmueble desde su inauguración en 1929, incluye los elementos arquitectónicos e históricos, aunque hay que adecuarlos a las nuevas tecnologías como sus sistemas contra incendios, de seguridad, de redes informáticas y de climatización, según la misma fuente.

   Mederos Pérez expuso detalles sobre la marcha de las acciones en la monumental instalación, en el Foro Internacional de Control de Calidad y Patología de las Construcciones, inaugurado hoy en el Aula Magna del Colegio Universitario de San Gerónimo de La Habana.

   Profesionales y estudiantes de  Argentina, Brasil, Cuba, Chile, Ecuador, Italia, México y Panamá asisten al encuentro hasta el próximo viernes, a fin de actualizar conocimientos sobre nuevas metodologías en los estudios de las edificaciones, en particular su mantenimiento y conservación.

   La rehabilitación del Capitolio Nacional es de gran envergadura, colosal, dividida en segmentos de diversas artes, bronces, yesos, dorados, carpintería y el trabajo de la cúpula, muy complicado, de acuerdo con recientes declaraciones del doctor Eusebio Leal Spengler, Historiador de La Habana.

   En el terreno ocupado por el edificio, cuya cúpula llegó a ser la quinta más alta del mundo, existía una ciénaga, después lo transformaron en el primer jardín botánico de la capital, y tras el  triunfo de la Revolución albergó varias instituciones, la última de las cuales fue el Ministerio de Ciencia, Tecnología y Medio Ambiente.   

Visto 1400 veces

Escribir un comentario

Código de seguridad
Refescar