miércoles, 16 octubre 2019, 00:43
Martes, 10 Diciembre 2013 19:51

Crónicas del Festival: Tatuaje

Escrito por  Yuris Nórido/ CubaSí
Valora este artículo
(6 votos)

El arte puede ser un arma de resistencia, pero los artistas son seres humanos con todas las contradicciones que eso implica…

 

Las máscaras, las lentejuelas, el maquillaje enfático… pueden ser elementos de evasión, pero también armas de resistencia. En Tatuaje (Hilton Lacerda, Brasil, 2013), un grupo de teatro alternativo —integrado por artistas “díscolos”, muchos de ellos homosexuales— desafían a la dictadura brasileña de los setenta. No tiran una piedra, pero sus puestas son pedradas. El algún momento, claro, la soga se rompe y el poder intenta aniquilarlos. Pero la semilla está sembrada. Tatuaje, de todas formas, habla del arte pero también del artista. La película presenta personajes complejos, llenos de contradicciones, que defienden su derecho a expresarse mientras van lidiando con sus muy particulares problemas. Es también una historia de amor, marcada por el contexto. El montaje es dinámico y audaz. La fotografía evoca unos años “rebeldes”, de explosión multicolor: el grito de la libertad. De acuerdo, muchas de las obras recreadas por los artistas tienen un deje kitsch, otras son demasiado “filosóficas”… pero todas tienen el atractivo de la provocación, el brillo y el oropel. Intercalar secuencias grabadas con cámaras de cine domésticas —al más puro estilo de esos años— fue un acierto. Y el devenir de unos personajes nada encartonados llama la atención. Una buena ópera prima…

 

tatuaje-02


Título: Tatuaje
Director: Hilton Lacerda
País: Brasil
Guion: Hilton Lacerda
Fotografía: Ivo Lopes Araújo
Música: DJ Dolores
Intérpretes: Irandhir Santos, Jesuíta Barbosa, Rodrigo García, Sílvio Restiffe, Sylvia Prado
Sinopsis: Brasil, 1978. La dictadura comienza a tambalearse. En un teatro-cabaret, un grupo de artistas desafían al poder y la moralidad convencional. La vida del líder del grupo cambia cuando conoce a un joven recluta e inicia un romance con él.

Visto 2643 veces Modificado por última vez en Miércoles, 11 Diciembre 2013 11:45

Comentarios  

 
#1 Amita 14-12-2013 00:12
Me resultò obvio que desafiaban lo tradicional, pero no percibì su oposiciòn a la tiranìa de los setenta: solo soldados apresando a artistas que infrigìan una resoluciòn la cual prohibìa la puesta en escena de su obra; se oponìan a la censura de obras teatrales con un trasfondo polìtico y social, censura existente siempre en todas la èpocas, escenas que me parecieron bien abordadas. Considero estelares las actuaciones de todo el reparto, sin excepciones, lo cual creo remarcable, pues en raras ocasiones se sincronizan tan bien los personajes como en esta pelìcula. Ahora bien, me parece que podìa haberse explotado mucho màs la relaciòn de los dos protagonistas, cuyos desempeños son admirables, desde el punto de vista comunicativo y haber manejado de otro modo el sexual; no creo que deban censurarse las escenas sexuales, pero creo que no deben ser lo central ni ser necesarias en todas las pelìculas, pues ùltimamente parecen tener preferencia.
 

Escribir un comentario

Código de seguridad
Refescar