lunes, 16 diciembre 2019, 06:03
Jueves, 25 Julio 2013 01:11

El PP se pliega a la oposición y admite que Rajoy hable de Bárcenas

Escrito por  Público
Valora este artículo
(0 votos)

El grupo popular admite dos peticiones de la oposición para que en la comparecencia del presidente del Gobierno en el pleno del día 1 de agosto se debata sobre la presunta financiación irregular del partido conservador.



 

Cambio radical en el PP. El portavoz  del  grupo parlamentario popular en el Congreso de los Diputados, Alfonso Alonso, ha aceptado esta tarde dos peticiones formuladas por la oposición para que el presidente del Gobierno hable expresamente sobre el caso Bárcenas. En una intervención breve y alejada de la virulencia mostrada hace quince días en la anterior reunión de la  Diputación Permanente, Alonso ha indicado que las dos peticiones de comparecencia formuladas por los grupos Mixto y La Izquierda Plural, por una parte, y CiU y PNV, por otra, "pueden perfectamente acumularse a la formulada por  el Gobierno para la comparecencia solicitada para el día 1 de agosto".

 

Esta actitud supone un giro, sorprendente, en relación a la posición mostrada hasta este momento por el PP sobre la dación de cuentas por parte del presidente del Gobierno, y también del PP, sobre el caso Bárcenas y sus repercusiones sobre la financiación ilegal de la formación conservadora. De esta forma, aunque la comunicación del Gobierno presentada el pasado lunes aludía genéricamente al deseo del presidente del Gobierno de "informar sobre la situación económica y política de España", Mariano Rajoy se verá obligado a hablar en concreto sobre el caso Bárcenas, el ex gerente y ex tesorero del PP que ha lanzado duras acusaciones sobre la financiación irregular del PP en sede judicial que implican a buena parte de la cúpula del partido, incluido al propio Rajoy.

 

El portavoz popular no ha admitido la petición formulada por el grupo socialista alegando que en su formulación,  que planteaba básicamente lo mismo que las de los dos grupos citados, se planteaba la petición de dimisión del presidente del Gobierno. "Parece lógico que desde el grupo popular no asumamos esa petición", ha dicho Alonso. No obstante, el portavoz del grupo mayoritario no ha dejado pasar la ocasión para lanzar una andanada a los socialistas: "Parece difícil de creer que ustedes se nieguen a hablar de la situación económica, con seis millones de parados y con datos que indican la recuperación de la economía española", ha dicho Alonso para responder a las críticas sobre la formulación que hace el Gobierno para solicitar la comparecencia del presidente Rajoy.

 

El caso es que en todas las intervenciones de los grupos de la oposición ha habido coincidencia a la hora de criticar la "hipocresía", en palabras de varios portavoces, del planteamiento del Gobierno a la hora de pedir la comparecencia del presidente del Gobierno. Pero, tal vez, el portavoz de CiU, Pere Macías, ha sido quien más gráficamente ha descrito la situación: "¿Se imaginan que el día 1 no se cuente nada (del caso Bárcenas) y el día 2 aparezcan en los periódicos novedades sobre este asunto?. Hay que acabar con esta hipocresía que tanto avergüenza a los ciudadanos. La comparecencia debe ser ejemplarizante", ha añadido el portavoz catalán.

 

Todas las intervenciones de la oposición han seguido un guión parecido. El portavoz vasco, Aitor Esteban, ha sido categórico: "Nosotros vamos a plantear este asunto del caso Bárcenas en el debate del pleno", ha recalcado. El representante del grupo La Izquierda Plural, Cayo Lara, ha sido muy crítico: "No es posible que se nos quiera engañar con un micro debate sobre el estado de la nación. Rajoy debe aclarar en el debate del día 1 si ha habido financiación ilegal del PP durante 20 años. Y sobre todo, por qué animó a Bárcenas con mensajes telefónicos cuando ya se sabían los millones de euros en cuentas de Suiza. Den un paso adelante y voten a favor de la creación de una comisión parlamentaria de investigación". Este punto, que era otra petición independiente de La Izquierda Plural, no fue aceptado por el portavoz popular, evidentemente.

 

La portavoz socialista Soraya Rodríguez, que intervino con Alfredo Pérez Rubalcaba al lado - en la anterior Diputación Permanente fue quien tomó la palabra por parte del grupo socialista - sostuvo durante su parlamento que "en este asunto hemos llegado demasiado lejos para que se pueda justificar con un planteamiento genérico como el que hace el Gobierno a la hora de plantear la comparecencia del presidente Rajoy. Por esa razón mantenemos nuestra petición", ha agregado.

 

Los socialistas planteaban en su petición que las consecuencias del caso Bárcenas "deben provocar la dimisión del presidente del Gobierno". Según la portavoz Rodríguez, el presidente "debe explicar en sede parlamentaria por qué mantuvo una relación fluida por mensajes telefónicos con un delincuente, tal como lo definió el portavoz popular en la anterior Diputación Permanente". En cualquier caso, ha insistido, debe venir a explicar la presunta financiación ilegal del PP, el dinero negó de sobresueldos y todas las consecuencias que se derivan. Exigimos la verdad y su dimisión", ha concluido.

 

El debate de esta tarde, aunque sin la virulencia verbal que albergó el celebrado en este mismo foro hace quince días, no estuvo exento de tensión. No obstante, hubo consigna en el seno del grupo mayoritario para no provocar la algarabía de la anterior ocasión. Incluso la intervención de su portavoz, Alfonso Alonso, fue inusitadamente breve; claramente ha habido una intención de pasar el trámite lo más rápidamente posible toda vez que la novedad sobre la comparecencia del presidente en un pleno extraordinario del Congreso de los Diputados ya se había dado dos días antes.

 

alt

Información adicional

  • Artículo Relacionado:

     

Visto 1067 veces

Escribir un comentario

Código de seguridad
Refescar