lunes, 19 noviembre 2018, 17:03
Sábado, 13 Abril 2013 05:52

Venezuela: Un pueblo Maduro

Escrito por  Nicanor León Cotayo
Valora este artículo
(8 votos)

Mientras el sector ultraderechista de la oposición venezolana continúa asomando la posibilidad de triunfar el domingo, en Washington y otros escenarios tienden a restar fuerza a ese vaticinio.



Mientras el sector ultraderechista de la oposición venezolana continúa asomando la posibilidad de triunfar el domingo, en Washington y otros escenarios tienden a restar fuerza a ese vaticinio.

Este jueves, a poco más de 48 horas de las elecciones, el director nacional de Inteligencia de Estados Unidos, James Clapper, no descartó que las gane Nicolás Maduro.

Una de las causas para ello la atribuyó a su clara ventaja en los sondeos de opinión pública, e incluso agregó que “probablemente seguirá la tradición de Chávez”.

Clapper hizo tales pronunciamientos durante una audiencia en el Congreso de su país, denominada Las Amenazas Globales que Enfrenta Estados Unidos.

También participaron el director de la CIA, John Brennan, el jefe del FBI, Robert Mueller, y el director de la Agencia de Inteligencia de Defensa, teniente general Michael Michael Flynn.

Ese mismo día, el periódico brasileño O¨Globo publicó una entrevista con el candidato ultraderechista Henrique Capriles Radonski, donde este afirmó que vencerá en los comicios del domingo.

 Añadió que a diferencia de los llevados a cabo el 7 de octubre último, esta vez su figura ha evolucionado de ser un líder regional del estado Miranda hasta uno con proyección nacional.

“Y veo más gente de nuestro lado ahora que en octubre”. El fervor es impresionante y si hasta hace un mes el panorama era complicado “hoy me atrevo a decir que ganaremos el domingo”.

 
Antes, con la presencia de los ministros de Defensa, Diego Molero,  del Interior, Néstor Reverol, se efectuó una rueda de prensa en la que el vicepresidente, Jorge Arreaza, explicó los golpes dados a planes desestabilizadores.
Como parte del encuentro, los militares exhibieron pertrechos ocupados a los detenidos, entre ellos dos paramilitares colombianos, así como fotografías y documentos de otros mezclados al plan.
Mientras se continúa la búsqueda de otros.

El vicepresidente Arreaza declaró que luego de esta operación han desmantelado en lo sustancial las intenciones enemigas y, por lo tanto, la asistencia a las urnas está protegida debidamente.

Horas después informaron en Caracas que a estas elecciones concurrirán  más de 200 observadores internacionales, entre ellos 40 de UNASUR, así como otros del Centro Carter y distintos especialistas de la zona a manera de “acompañantes”.

La derecha regional no ha ocultado su descontento por el hecho de que ni la OEA ni la Unión Europea hayan sido invitadas a participar de alguna manera en el suceso que ya desplegó 39 000 mesas electorales en el país.

Al mismo tiempo la prensa anti-chavista prosigue atacando a Maduro y sus seguidores, tanto en el plano interno como en el extranjero, al estilo como hizo este viernes el diario venezolano El Universal.

Esa publicación escribió en su primera página: “A votar por encima de todo, sin miedo y por el rescate del ejercicio de las libertades plenas y volver a institucionalizar la nación, única forma de retomar el camino del progreso y el desarrollo”.

Un editorial del periódico español El País manifestó que el intenso clima emocional en que se llevan a cabo y la “desmesurada sombra” que planea sobre ellas hace presumiblemente de las elecciones “poco más que un trámite para Nicolás Maduro”.

¿Qué da a entender El País? Dicho con palabras más claras y en armonía con lo expresado por el director nacional de Inteligencia de Estados Unidos, James Clapper: Maduro gana el domingo.

Llega a su fin un proceso que, por atenerse a la Constitución, ha sido necesariamente breve y en el que –fieles a su larga experiencia- conspirativa- trataron de que sus manos no se viesen mezcladas.

Pero lo fueron, al mostrarse rudamente la Casa Blanca como gran madrina política de Capriles Radonski, quien no es el enemigo principal, si acaso una descarriada arandelita del Norte.

Así lo comprendió hace años la inmensa mayoría de los venezolanos, por la sencilla razón de ser un pueblo maduro.

Visto 1972 veces

Las extraordinarias concentraciones que el candidato chavista  realizó este lunes en cuatro estados de Venezuela robustecen la imagen de su victorioso paso electoral en el país.

La agresividad de Washington y sus aliados locales en Venezuela se recrudece provocadoramente cuando las fuerzas chavistas exhiben sólidas muestras de unidad, apoyo y energía.

Escribir un comentario

Código de seguridad
Refescar