jueves, 12 diciembre 2019, 16:55
Viernes, 28 Septiembre 2012 08:40

Comenzaron las renovaciones

Escrito por  Lemay Padrón Oliveros
Valora este artículo
(10 votos)

Como es tradicional en los años olímpicos, al concluir el principal evento del cuatrienio varios deportes comienzan a renovar sus plantillas de cara a los siguientes Juegos Olímpicos.

 

Como es tradicional en los años olímpicos, al concluir el principal evento del cuatrienio varios deportes comienzan a renovar sus plantillas de cara a los siguientes Juegos Olímpicos.

 

En el caso cubano, ya al menos dos deportes comenzaron las “depuraciones”: el taekwondo y el judo.

 

Las bajas de la bronceada olímpica de Beijing-2008 Daynellis Montejo y de la subtitular mundial de Copenhague-2009 Tahimí Castellanos son las más notorias en el arte de las patadas voladoras, mientras que las de Yurisleidis Lupetey y Yalennis Castillo, también ocupantes del podio en citas estivales, sobresalen en la disciplina de los judoguis.

 

De todas ellas la más llamativa era Cuquita, porque aunque tiene 28 años sus resultados indicaban que todavía daba para un ciclo más, pero la sanción recibida por no hacer el peso en los Panamericanos de Guadalajara-2011 le privó de competir en Londres-2012 y eso pudo haber creado desmotivación en la santiaguera, además de verse exigida sobremanera por lograr los 49 kilogramos.

 

Lo cierto es que luego de cada ciclo se impone la renovación, y se trata siempre de que esta no sea traumática conservando una base de quienes estuvieron en el anterior.

 

Estos finales de 2012 para quienes todavía tienen competencias, y sobre todo el 2013, demandarán de nuestros técnicos aguzar en extremo sus sentidos para evaluar los candidatos a defender nuestros colores en Río de Janeiro-2016.

 

Pudiera pensarse que es lo mismo que hacen todos los días, pero no es así. Ahora se trata de hacer una apuesta a futuro, tomando en cuenta las condiciones de cada candidato, su edad, posibilidades de progresión, su adaptación a cada categoría si es el caso, y su madurez sicológica para evaluar si está listo para asumir el hueco dejado por otra figura de relevancia.

 

Lo realizado en los meses venideros será en muchos casos decisivo para recoger frutos en tierras brasileñas, porque por nuestras estrecheces económicas quienes no sean escogidos tempranamente para asumir estos roles no tendrán un fogueo ni siquiera mínimo para llegar al 2016 en condiciones de batallar por un puesto en el estrado de premiaciones.

Visto 1327 veces

Escribir un comentario

Código de seguridad
Refescar